Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Escritores   ·   Sociedad Civil   ·   Medicina   ·   Pandemia   ·   Coronavirus   ·   Salud   ·   Periodismo   ·   Lectores   ·   Automóviles   ·   Alimentos



No preguntar, ni aunque sean tonterías


Inicio > Política Nacional
21/03/2013

960 Visitas



No hay cosa más absurda que convocar una rueda de prensa y no admitir preguntas. Es una auténtica necedad carente de la más mínima lógica. Cuando alguien, especialmente los políticos, quieren transmitir determinada información a los medios de comunicación y les convocan a una rueda de prensa, lo normal es que en la misma den a conocer el motivo de la convocatoria, expongan el mensaje oportuno, y abran un turno de preguntas para completar el mensaje transmitido, centrar la información, y aclarar dudas. Al menos este es el objetivo de este tipo de convocatorias.






El problema se plantea cuando los convocantes anuncian que el actor ponente, tras la correspondiente exposición, no admitirá preguntas de los periodistas. Como es lógico, esta aberrante y absurda decisión suele acogerse con el rechazo y las protestas de los invitados. Es normal. Si en las convocatorias interesadas de políticos con periodistas no se admiten preguntas, las peroratas se convierten en simples monólogos de parte. En estos casos de ruedas sin preguntas, los promotores deberían de cambiar el formato y transmitir la información a los medios a través de comunicados escritos. Con esta sencilla medida se evitan molestias, pérdidas de tiempo y, especialmente, los gastos que suponen la movilización y desplazamiento de los periodistas para cubrir la misma información que se puede ofrecer en una nota de prensa.

Existen políticos o similares que esto de las ruedas de prensa les causa gozo. Les sulibellan. Sienten verdadera debilidad por estas convocatorias. Conozco a un alcalde que, tras acceder por primera vez al bastón de mando, todos los días y por cualquier nimiedad, hasta para informar del pintado de bancos de un paseo, convocaba a los periodistas a una rueda de prensa. Le encantaba la foto.





Preguntas absurdas

En este mismo contexto de ruedas informativas resulta igualmente decepcionante la actuación de algunos periodistas a la hora de preguntar. Estas actuaciones suelen servir para poner a prueba el talento de los profesionales. El tipo de preguntas que plantean les definen. Incluso algunos intentan lucirse aún planteando cuestiones inconexas. A veces desconocen que el periodista que cubre una rueda de prensa, antes de lanzarse a preguntar tiene que saber lo que interroga de forma concisa. Si no lo sabe, debe de callar. Es mejor el silencio. Es lo más profesional y cuerdo.

Hay periodistas que consideran que es obligado preguntar siempre algo, lo que sea, aunque se hagan un nudo. Creen que así aparentan sagacidad y astucia. Por eso a veces se preguntan gansadas fuera de contexto de difícil respuesta. Como es fácil de comprobar, sucede con frecuencia. Preguntan por preguntar, aunque sean burradas sin relación con los enunciados. Lo importantes es hacerse notar. Donde más destacan estos barbarismos es precisamente en las ruedas de prensa futboleras. La cantidad de bobaliconadas que se preguntan y se comentan son infinitas.



Etiquetas:   Ciudadanía   ·   Política

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
20079 publicaciones
5027 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora