Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Periodismo   ·   Lectores   ·   Cultura   ·   Escritores   ·   Cine   ·   Libros   ·   Literatura   ·   Marketing   ·   Empresas   ·   Estrategias



"El recuento de los daños: Las golondrinas a Calderón"


Inicio > Política Nacional
01/12/2012


1711 Visitas



“El pesar nuestro  de cada día”


en su edición de hoy se honra en presentarle:

“El recuento de los daños: Las golondrinas a Calderón (¡por fin!)”

Una remembranza del sexenio que termina.

Hoy 30 de noviembre del año incurso, es oficialmente el último día de gobierno de Felipe Calderón Hinojosa, personaje que generó, genera y seguirá generando controversia, un personaje  que ha dejado su pequeñísima huella (relativo a su mísero tamaño corporal), impresa con sangre  en la piel de nuestra patria.

Un hombre que desde el inicio del sexenio tuvo dificultades, empezando por su campaña electoral, hasta cierto punto opacada por la del candidato de la izquierda Andrés Manuel López Obrador, continuando con la amonestación que le hiciera el entonces presidente Vicente Fox, acusándolo de  proselitismo tras enviar mensajes a la población previos a la campaña electoral en diciembre de 2005 (un poco parecido a la campaña de Peña- televisa ¿no creen?), en fin, la popularidad de FCH creció en el momento que AMLO  decidió no acudir al primer debate presidencial, acto del que Calderón supo tomar provecho para incrementar simpatías.

Al fin llegó el día de las elecciones, el 2 de julio Calderón se autoproclamó ganador, debido a los resultados arrojados hasta entonces por el IFE, para el 6 de julio se hizo oficial, la transición panista se quedaba otros 6 años. Ante este resultado, el candidato de las izquierdas lo acusó de fraude electoral, además de hacer un plantón en Reforma que duro bastante tiempo, acuñándole a Obrador más enemigos que simpatizantes (error que seguiría arrastrando hasta estas elecciones), además de una escandalosa y simbólica toma de protesta en el zócalo de la ciudad de México, demostrando que Obrador también tenía gente de su lado (paleros o no), acto que por supuesto enfureció a Calderón. Sin dejar de mencionar la turbulenta toma de protesta de Felipe Calderón, quien tuvo que entrar y salir prácticamente por la parte de atrás del Palacio Legislativo de San Lázaro, pues entre reclamos y rechiflas apenas tuvo tiempo de hacer el juramento de protección a nuestro país, saliendo lo más pronto de allí. Al final de cuentas la diferencia entre el primer y segundo lugar fue del 0.56 %.

Parafraseando a Juan Villoro en una edición  especial de foto proceso: Los primeros meses de Calderón fueron bastante difíciles, debido a la poca aceptación derivada del supuesto fraude electoral, y la manera de despistar la atención del ilícito fue empezando una “guerra” contra el crimen organizado.

A finales de 2006, se anunció que el nuevo gobierno iniciaría la lucha contra el crimen organizado.

Y  comenzó la pesadilla en 2007, pesadilla que logró distraer la atención del fraude electoral, pero para mal, pues esta se tornó hacia el baño de sangre que apenas  daba inicio.

Algunos artículos indican que esta guerra se inició en el estado de Michoacán (de donde es originario FCH, y del cual buscó la gubernatura en 1995), y a partir de ese estado, el veneno de la guerra se fue extendiendo en todas las arterias del país, azotando Chihuahua, Sinaloa, Mataulipas (perdón Tamaulipas), Veracruz, Guerrero, Nuevo León, y así nos podemos seguir con el resto de la república.

 La llamada guerra contra el narco no logró reducir los índices de lavado de dinero, venta de drogas, y mucho menos de violencia, todo lo contrario, comenzaron a llover miles y miles de cadáveres, muchos de ellos presuntos culpables, puesto que las autoridades justificaron asesinatos y levantones (secuestros) en base a que los fenecidos pertenecían al crimen organizado y por decirlo así “ se lo habían buscado”, bajo esta pobre explicación daban solución al móvil de los asesinatos, siendo que muchos ciudadanos mexicanos y no mexicanos (como los inmigrantes), sólo fueron víctimas de la macabra realidad mexicana.

Para muestra los 72 cuerpos hallados en  San Fernando Tamaulipas, las múltiples narco fosas encontradas a lo largo y ancho del territorio, los colgados en los puentes de Nuevo León, los destazados en las calles, los descabezados en Ecatepec y Guerrero, las camionetas llenas de cadáveres en Veracruz y Jalisco , los desaparecidos y activistas asesinados en Chihuahua, periodistas abatidos en cumplimiento de su deber, el pago de derecho de piso en el norte y sur del país, las extorsiones, las torturas, jovencitas desaparecidas, ediles asesinados, retenes de militares y delincuentes en las carreteras, en fin… todo un mar de sangre, toda una montaña de cuerpos y restos de lo que alguna vez fueran seres humanos, todo un país atemorizado, todo un sistema de justicia inservible, una serie de delitos impunes y lo más importante, familias destrozadas ante la impotencia, frustración, tristeza y desesperación de haber perdido un padre, una madre, un hijo o un hermano, a un ser amado.

A pesar de los supuestos intentos del gobierno, más allá de ayudar, empeoraron las cosas, entre balaceras y detenidos, día a día se tenía noticia de un líder, una banda o algún miembro de cualquiera de los cárteles que operan en México en la televisión, prácticamente diario caía alguien, la pregunta es ¿Por qué habiendo tantos detenidos no acababa la violencia? Es simple, porque el sistema jurídico  mexicano resultó ineficiente para la situación, porque los mismos políticos tenían intereses que proteger, y la manera de hacerlo era pactando con narcotraficantes, no lo digo porque sí, para pruebas pueden consultar las entrevistas realizadas a algunos miembros de esta múltiple red del crimen organizado, como la brindada por Ismael  “Mayo” Zambada  a Julio Scherer García  en abril de 2010 (de la cual les dejo el link), pero en a que menciona algo de mucho interés:

Zambada: El problema del narco envuelve a millones. ¿Cómo dominarlos? En cuanto a los capos, encerrados, muertos o extraditados, sus reemplazos ya andan por ahí.

A juicio de Zambada, el gobierno llegó tarde a esta lucha y no hay quien pueda resolver en días problemas generados por años. Infiltrado el gobierno desde abajo, el tiempo hizo su “trabajo” en el corazón del sistema y la corrupción se arraigó en el país. Al presidente, además, lo engañan sus colaboradores. Son embusteros y le informan de avances, que no se dan, en esta guerra perdida.

J. Scherer: ¿Por qué perdida?

Zambada: El narco está en la sociedad, arraigado como la corrupción.

Y en la más reciente entrevista, pero esta de vez de Edgar Valdez Villarreal alias “La Barbie”, acusando a Genaro García Luna secretario de la SSP de recibir dinero del narcotráfico:

“Me consta que ha recibido dinero de mi, del narcotráfico y la delincuencia organizada, al igual que a un grupo selecto integrado por Armando Espinosa de Benito quien trabajaba con la DEA y me pasaba información, Luis Cárdenas Palomino, Edgar Eusebio Millán Gómez, Francisco Javier Garza Palacios (PF Colombia), Igor Labastida Calderón, Facundo Rosas Rosas, Ramón Eduardo Pequeño García y Gerardo Garay Cadena quienes también forman parte y reciben dinero de la delincuencia organizada y de mi”

La cuestión es que con fuentes de información tan directas como estas, no se puede seguir negando la complicidad de las altas y no tan altas esferas del gobierno, de la impunidad, violencia, inseguridad, que ellos mismos han provocado, de cómo han vendido las vidas y cuerpos de los mexicanos abatidos por unos millones de pesos.

El sexenio de Calderón deja un incremento en los precios de productos tan básicos como el huevo, las tortillas, las verduras, el aceite, los frijoles, el arroz, y así nos seguimos con la lista.

Vino la epidemia de la influenza, de la gripe aviar  (ambas, se dice, “oriundas” de EUA, y que ocasionaron la entrada de huevos y vacunas de ese país), dos secretarios de gobernación muertos en accidentes aéreos, el primero Jan Camilo Mouriño en noviembre de 2008, el segundo Francisco Blake Mora en 2011. A su paso dejó también el paso de “rápido y furioso” (no es un huracán), hablamos del operativo que permitió la entrada de armas estadounidenses al país para supuestamente para tener un control de armas que utilizaban lo cárteles mexicanos, el resultado, un escándalo bilateral entre México y EUA, y más municiones para los narcotraficantes, pues los resultados no fueron los esperados.

Sin embargo puede haber algo rescatable de este sexenio: De acuerdo a Alfredo Coutiño, director de Moody’s para América Latina, en México no ha habido ni ganancia ni pérdida económica en los últimos cinco años. Lo poco que se perdió en 2008 por la fuerte crisis internacional fue recuperado muy poco tiempo después.

José Luis de la Cruz Gallegos, catedrático de Economía del Instituto Tecnológico de Monterrey campus Estado de México, cuestionó que la brecha entre clases sociales en México sea cada vez más grande, agudizándose cada vez la pobreza. De acuerdo a cifras proporcionadas por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), las personas más adineradas en México ganan 27 veces que los más desfavorecidos.

 

Otro de los recuerdos más tristes es el incendio y la impunidad vividos en el caso de la guardería ABC en el estado de Sonora donde murieron en total 49 niños, sin mencionar a los heridos, que resultaron con quemaduras graves y a los cuales no se les ha pagado ni el tratamiento ni la atención médica de los padres. De este caso sólo queda el recuerdo de la impunidad y la incompetencia del IMSS, quien hasta antes del incidente no se aseguraba de que las estancias estuvieran en correctas condiciones de seguridad, y cuya omisión llevó a la tragedia que arrancó la vida a 49 bebés.

 

Además de incidentes hubo censura  a la información, tal es el caso del despido de Carmen Aristegui de MVS tras una indagación sobre el supuesto alcoholismo del presidente en donde la periodista pidió a presidencia “aclarar estos rumores”, palabras que le costaron el trabajo y que tras una gran ola de apoyo recobró, sin mencionar el incremento en asesinatos de periodistas, fotoperiodistas, y activistas políticos en diversos estados del país, asesinato que buscaron apagar la llama del derecho a saber la verdad, asesinatos impunes.

 

Noticias desagradables de este sexenio son muchas, no es pesimismo ni ganas de criticar porque si, sólo es un recuento de las cosas más vergonzosamente memorables que nos dejaron estos 6 brutales años de Calderonismo.

 

Como conclusión a los pocos temas tratados aquí, les puedo decir que en 6 años no se puede limpiar todo un sistema que está putrefacto desde hace mucho , la solución y el mejoramiento de la política interna mexicana depende de un trabajo conjunto y de la  continuidad entre cada presidente, continuidad que debe buscar ante todo mejorar la situación del país a través de programas eficaces, que no necesariamente necesitan gastar tanto dinero, sino tener una buena planeación y administración de los presupuestos, una apuesta por la educación de calidad para impulsar este país, gente preparada que pueda desempeñarse en sus cargos, lo que México necesita no son palabrerías ni comerciales baratos, es gente que sepa lo que tiene que hacer, que  realice su trabajo bien, necesitamos un cambio a largo plazo, que nos costará trabajo.

No debemos juzgar al nuevo gobierno, porque aún no ha ejercido funciones el presidente electo, debemos hacer lo que nos toca, dar y recibir lo que merecemos, saber exigir a nuestros políticos que hagan su trabajo. Es un hecho en un sexenio no erradicas el cáncer de la corrupción, no levantas a todo un país de entre las sombras, porque se necesita tiempo y trabajo para ello, más sin embargo es verdad que en un sexenio si puedes sumir más en la miseria a toda una nación, en este sexenio nos sumimos en la miseria… pero de la justicia, nos hundimos en un laguna de sangre y en una lluvia de balas, nos sumimos en una guerra que seguramente será continuada, y hasta que no aprendamos de nuestros errores como país y como ciudadanos no sabremos cómo solucionar nuestros problemas.

Por lo pronto podemos decir orgullosos: Yo sobreviví al sexenio de Calderón… y a él, a Felipe le podemos decir con justa razón: vete y no regreses, que ya bastante daño hiciste.

Les deseo un buen inicio de mes, y les agradezco que hayan dedicado su tiempo a leer mis disparates.

LINKS:

Entrevista Zambada- García    http://www.proceso.com.mx/?p=106967

Entrevista Edgar Valdez Villarreal “La barbie”  http://ht.ly/fGkHN  http://www.youtube.com/watch?v=iUiuWguZqrU

Cronología operativo “rápido y furioso”  http://noticias.univision.com/aqui-y-ahora/article/2012-09-30/cronologia-rapido-y-furioso#axzz2DkZhIzwq

Cronología caso Guardería “ABC” : http://www.wradio.com.mx/noticias/actualidad/cronologia-de-la-guarderia-abc-a-tres-anos-del-incendio/20120604/nota/1700145.aspx



Etiquetas:   Política   ·   Partidos Políticos

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Los más leídos de los últimos 5 días

Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
18554 publicaciones
4699 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora