Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Filosofía   ·   Ética   ·   Poesía   ·   Medio Ambiente   ·   Filosofía Social   ·   Solidaridad   ·   Escritores   ·   Biografía   ·   Cultura   ·   Periodismo



El Nacionalismo. Una perspectiva evolucionista


Inicio > Historia
19/10/2012


3792 Visitas



El nacionalismo es una ideología que legitima la existencia y permanencia del Estado como nación, y fundamenta la creación de naciones que afirman su derecho a la autodeterminación.


Para ello el nacionalismo se vale de la historia, la cultura y la educación como instrumentos de cohesión y de proyección de identidades nacionales colectivas que asumen la representación del pueblo.

El nacionalismo establece una ideología fundamentada en los factores esenciales de la identidad y su transformación en fuente de poder, constituyéndose como la “religión nacional” del Estado moderno.

El nacionalismo deriva de un proceso histórico vinculado a la formación de la nación moderna. Por tanto, su existencia se encuentra vinculada a la formación, consolidación y generalización del modelo de Estado nacional

El origen del nacionalismo viene establecido por el análisis histórico a través de una serie de precedentes:

- Formación de economías nacionales. Esto implicará un paso del feudalismo al capitalismo.

- Consolidación de las monarquías medievales (Hegel, Fichte). Esto supuso la reunión de la pluralidad de poderes territoriales de las monarquías en detrimento de la poliarquía medieval y el universalismo eclesiástico.

- Tesís de Locke, Rousseau y Kant. Establecen una preocupación por hacer compatible la libertad de la persona en el gobierno de la colectividad en la que se integra.

 

Nacionalismo político

El nacionalismo político establece dos vías para relacionar al individuo y la comunidad:

- Voluntad. El fundamento de la nación radica en la voluntad de los individuos que la integra. Entendido una voluntad determinada por el individualismo posesivo y la libertad económica.

- Identidad. Esta identidad viene data por su vinculación a la ley común.

Sieyès define la nación como un cuerpo de asociados que viven sujetos a una ley común, y representados por la misma legislatura.

Como conclusión Ernest Renan citó:

“La existencia de una nación es, si me disculpan la metáfora, un plebiscito cotidiano, de la misma manera que la existencia del individuo es una perpetua afirmación de la vida.”

La nación, no obstante, no es algo eterno. Es una categoría histórica fruto de una consciencia moral que se legitimaría por la voluntad de las personas.

 

Nacionalismo cultural

La nación cultural nace como una respuesta al cosmopolitismo abstracto y uniformador del pensamiento racionalista.

Para Vico Herder la historia, las costumbres, la religión, la cultura y la lengua eran rasgos diferenciales que daban al pueblo identidad y permanencia.

Stuar Mill en su obra: “Consideraciones sobre el gobierno representativo” define a la nacionalidad como la reunión de hombres atraídos por simpatías comunes que no existen entre ellos y no con otros hombres.

 Sin embargo, añadía que tener la misma lengua, cultura o religión facilitaba la comunicación entre ellos y favorecía el sentimiento de pertenencia a una misma comunidad.

Por tanto, el derecho de las nacionalidades que deriva de la inviolable legitimidad del ejercicio de la libertad individual, comprende también el límite de la injusta expansión de una nación en detrimento de otras, y no implica la obligatoriedad de constituir una nación política si está fuera la voluntad de sus miembros.

 

Nacionalismo jurídico

El Estado es un ordenamiento jurídico que constituye, define y regula los elementos del Estado como organización social: el territorio, la población y el gobierno.

El nacionalismo jurídico, por tanto, es el conjunto de personas que están vinculadas por ley como ciudadanos de un Estado.

El derecho garantizaba la ciudadanía y pertenencia a un Estado, y hace de la nación jurídica una realidad cultural con una voluntad política común.

 

El nacionalismo y sus acepciones

La obligatoriedad del individuo a pertenecer a una nación de forma jurídica y la inevitable vinculación con su comunidad cultural necesita complementarse de la voluntad subjetiva de sentirse miembro del Estado nacional.

El nacionalismo estatal posee una serie de  nacionalismos internos que pueden impedir que un Estado se convierta plenamente en nación. Esto ocurre en Estados como España donde existe más de una conciencia nacional.

Estos nacionalismos de oposición nacen históricamente como imágenes especulares de un Estado- nación constituido, y alcanzan un determinado nivel de reconocimiento jurídico.

 

 Tipologías del nacionalismo: 

1)      Estado Nacional Cohesionado. Esto se produce cuando un Estado o nación jurídica se corresponde con la nación cultural y política, y sus ciudadanos se sienten miembros de esa comunidad.

2)      Pannacionalismo o Nacionalismo supraestatal. Esto se produce cuando la nación cultural y jurídica coinciden, pero el ámbito territorial es mayor.

3)      Estado plurinacional. Esto se produce cuando la nación jurídica abarca una sociedad plurinacional o se produce una asimilación de la cultura dominante.

4)      Estado pluriétnicos. Esto se produce en aquellos Estados plurinacionales en los que la nación jurídica no coincide con la cultural y le falta la legitimación política. Esto se da principalmente en el Tercer Mundo y se resuelve por vía autoritaria.

Charles Tilly ha señalado que en los últimos 500 años han acaecido tres hechos extraordinarios:

1-      La constitución de Europa en Estados nacionales con fronteras bien definidas y relaciones mutuas.

2-      Este sistema de configuración europea se ha difundido virtualmente al mundo entero.

3-      Una serie de Estados ponderantes han ejercido su influencia sobre la organización y el territorio de Estados nuevos.

La formación de los Estados nacionales sólo puede comprenderse analizando los procesos de coacción interna y guerra externa. El factor externo de la guerra influiría de forma creciente y anteponiéndose a los factores internos de la constitución de nuevos Estados nacionales a partir de los condicionantes establecidos por las grandes potencias del momento.

A partir de esta premisa, se podrían enumerar cinco fases constitutivas del sistema de Estados nacionales:

1)      Los tempranos Estados nacionales surgieron como  un modelo del original Estado moderno (Gran Bretaña, Francia)

2)      La independencia de EE.UU. y el nacimiento de nuevos Estados nacionales a consecuencia de la secesión de las colonias americanas.

3)      En Europa se produce el surgimiento de nuevos Estados nacionales mediante la unificación de su territorio (Alemania, Italia)

4)      Generalización del modelo de Estado- nación al resto de continentes en el período de entreguerras.

5)      La caída del Imperio Soviético provocó la generalización mundial del modelo de Estado- nación.

La extensión del modelo nacionalista a las sociedades del mundo subdesarrollado cuya creación del Estado había sido impuesta por el colonialismo tan solo pudo mantenerse a través de la opresión de las poblaciones respectivas, lo que desembocó en Estados regidos por sistemas autoritarios.

La división del mundo en Estados nacionales no sólo no ha superado la época nacionalista, ni ha resuelto los conflictos nacionales, sino que estos perviven, resurgen o aparecen como nacionalismos de oposición.

Eric Hobsbawm ha predicho el fin de la era nacionalista debido a que el sistema de Estados nacionales no tiene capacidad para regular los procesos trasnacionales o para afrontar retos decisivos como la explosión demográfica

Por otra parte, Greenfeld es partidario de que en esta época se está produciendo una mutación nacionalista que implica el fin de una época pero no la conclusión de una era.

 

Relación Nacionalismo – Federalismo

Por lo general todos los Estados nacionales han encontrado en el Nacionalismo la ideología legitimadora de la nación como depositaria de la soberanía y como sujeto de la autodeterminación. Esto hace que el federalismo quede relegado a la subordinación como instrumento de construcción del Estado nacional.

Pensadores como Frantz Cattaneo contemplan el federalismo como la posibilidad de organizar el régimen liberal- democrático más allá de las fronteras del Estado- nación, y como un instrumento de descentralización y democratización del poder estatal.

Esto se aprecia en EE.UU., donde los criterios histórico- teóricos establecieron un Estado nacional asumido en el modelo federal y basado en la nación como unidad cultural, entidad soberana, y carácter simétrico en la organización y distribución del poder.

El redescubrimiento liberal- democrático del nacionalismo ha derivado en una neutralidad constitucional y el reconocimiento y amparo de la diferencia de las identidades colectivas, culturales y nacionales a través de la dignidad de igualdad de derechos y libertades de los ciudadanos.

En la actualidad se está produciendo una tendencia federalizante basada en cuatro aspectos claves:

1. Establecimiento de un Estado supraestatal con una soberanía compartida.

2.  Establecimiento de una seguridad compartida basada en el monopolio de la fuerza

3.  Establecimiento de una pluralidad de las instituciones subestatales y supraestatales en detrimento de las instituciones centrales del Estado.

4.  Reconocimiento del multiculturalismo.



Etiquetas:   Historia de Edad Contemporánea   ·   Nacionalismo

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
18871 publicaciones
4749 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora