El cacao y sus secretos

Cacao, alimento gustoso, de sabor fuerte y aromático, consumido ampliamente por los aztecas en el siglo XVI, éstos, ofrecieron a Hernán Cortes una bebida amarga de este fruto de origen americano, al creerlo un dios, ya que, era consumido mayormente por personas de elevada clase social.

 

.
 

El Theobroma, cuyo nombre, proveniente del griego, significa "Alimento de los Dioses", siendo sus semillas ricas en almidón, proteínas y materias grasas. La especie Theobroma cacao L, es la utilizada para la producción industrial y comercial de chocolate.  

 El chocolate era utilizado en la época de la colonia española en América como moneda de intercambio comercial por los aztecas por eso los españoles le llamaron la amígdala pecuniaria.

 

De los chocolates en tableta, tenemos varios tipos, nombrare algunos de interés y gusto por todos desde adultos hasta los más pequeños de la casa.

 

 Negro: es una mezcla de pasta y manteca de cacao con azúcar. Es el verdadero chocolate sin añadidos y con más cantidad de cacao, normalmente, el 50% o más del producto.

Chocolate con leche: con proporción de cacao de 40% o menos generalmente, se le agrega leche, es un dulce, producido por la mayoría de las empresas chocolateras del mundo.

Chocolate Blanco: no contiene pasta de cacao, solo manteca de cacao, leche y azúcar generalmente. No es chocolate como tal, ya que no contiene su pasta que es la que aporta sus propiedades de cacao.

Chocolate Relleno: es cobertura de chocolate que recubre frutos secos, licores, frutas, combinación de estos y otros. Se hace con chocolate negro, blanco o ambos.

 

Degustación francesa del chocolate

 

El momento de degustación: Se debe hacer en la mañana, donde nuestra sensibilidad es más fuerte.   La temperatura: Saboreamos el chocolate a una temperatura de 18 ° a 20°C, temperatura óptima para el desarrollo equilibrado de los aromas del cacao y azúcar. Más baja, impediría el desarrollo del aroma cacao, más alta el del azúcar estaría anormalmente presente, la sensación de azúcar en la boca aumentaría con su temperatura.  La cantidad a degustar: Las pequeñas cantidades son mejores aunque se deguste varias veces. El chocolate al contener sabores fuertes y aromas pronunciados, pueden provocar excesos en boca. El olor desprendido: Una cubierta de gran clase debe mantener un aroma que sea constante y fuerte a cacao. Sólo con la nariz, podemos evaluar los sabores de una cubierta.  La persistencia aromática: La longitud en boca de un chocolate firma claramente su calidad. Una desaparición rápida del gusto reflejará la utilización de cacaos ordinarios, sin estructura aromática, o sea, el uso ácidos halagando instantáneamente las papilas pero sin ninguna postura persistente en el tiempo.  La textura: Un porcentaje elevado de manteca de cacao proporciona una textura sedosa a la degustación.

 

 

 

 

UNETE



Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

  • linkedin facebook twitter
  • ©reeditor.com
  • Todos los derechos reservados
  • Avisos Legales