Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Mauricio Macri   ·   Devaluación   ·   Cristina Fernandez de Kirchner   ·   Inflación   ·   Crisis Económica   ·   Utopias   ·   Emigración   ·   Machismo   ·   Sociedad   ·   Feminismo



Tiempo muerto


Inicio > Psicología
07/08/2012


3200 Visitas



Por Ulises Garduño(*)Es un tema común el  hablar con alguien sobre el tiempo muerto que cada persona tiene a lo largo de su día, algunas personas lo conciben como el tiempo que  tardan en trasladarse de su casa al trabajo, el tiempo que esperan la cita con el dentista o simplemente cuando se espera para encontrarse con alguien en algún café, sin embargo, muchas personas no se dan cuenta de que su tiempo solo es muerto para ellos, no así para la tecnología.


Y es que basta con tomar el transporte público como el metro o microbús para darse cuenta que al menos mas de la mitad de los pasajeros ya no solo escuchan música en sus Smartphones, ahora cuentan con una enorme gama de aplicaciones hechas precisamente para esos tiempos muertos, desde simples puzzles que retan a su razonamiento deductivo hasta los más elaborados juegos en tiempo real,  tan real que se vuelve adictivo al usuario pues ahora no es solo jugarlo al tener un pequeño lapso de tiempo, ahora establece horarios, tiempos limite, puntuación y bonos por productividad, es decir, se vuelve parte de la costumbre diaria.

Este hábil formato de juego –entendiéndose hábil para la compañía que los produce- nos sorprendió hace un tiempo con juegos en las redes sociales como farmville, como un usuario regular de facebook, era prácticamente imposible no aceptar invitaciones de los contactos que a diario llenaban con solicitudes para que uno se integrára, paso el tiempo y como todo paso de moda y al olvido, sin embargo el precedente quedo como formato para crear una nueva estructura de videojuegos.

El principio de lucro con los pequeños tiempos libres o de descanso no es nuevo, ahí tenemos la famosa “Estrategia Starbucks” donde su producto a comercializar no es el café sino “5 minutos de break en un ambiente cordial donde los empleados recordaran- o al menos te llamarán – por tu nombre, es decir un cierto pero vano sentido de satisfacción.

Y es en el sentido de la satisfacción en donde este autor invita a la reflexión, es cierto que los problemas que nos aquejan cada día nos llegan a producir estrés, ansiedad, mal humor, pero parecería que con las redes sociales ya sea twitteandolo o pegándolo en el muro de facebook  se desahogara nuestra presión cuando es tristemente lo contrario.

No hay nada de malo en pasar un tiempo buscando aplicaciones con el iphone o  jugando en facebook pero hay que tomar en cuenta que el tiempo que se otorga a ello no es precisamente para nosotros, al contrario, nos está evitando el pensar, reflexionar y tal vez encontrar la mejor manera de solucionar algo que nos preocupa, es decir, el que no pensemos en el problema, no significa que no exista y de no afrontarlo solo estamos evitando o retrasando nuestro avance como personas, como individuos y como seres sociales.

Considerando lo anterior entonces parecería que los tiempos muertos son necesarios, pues es un tiempo a solas con nosotros mismos donde podemos dejar de exigirle a nuestro cerebro atención y trabajo para liberarse un poco, tal vez divagar acerca de algo o echar a volar un poco la imaginación, total, el universo interno es nuestro y más vale navegar en el, que en el creado en un pequeño aparato.

 Los smartphones son más usados cada vez por lo que vale la pena tomar un respiro y empezar a tomar nuestras propias medidas para coexistir con ellos y sacarle el mayor provecho a la tecnología y permitir que sea al revés, por ejemplo, hay aplicaciones que nos indican el trafico en nuestra ruta diaria, que miden la frecuencia cardiaca y hasta las que nos alertan en caso de sismo, por lo anterior es justo también darle su parte de reconocimiento pero si delimitar lo propio de lo útil y lo personal.

A veces evitamos pensar o reflexionar por tener una decisión difícil de tomar o que no nos agrada, le damos vueltas y eso nos deja una sensación de frustración, pero tome en cuenta que es uno de los pasos para tomar mejores decisiones, no desperdiciemos nuestra capacidad por evitar enfrentarnos con nosotros mismos.

Y usted lector, ¿Se enfrenta consigo mismo? ¿Qué tan bien librado sale? ¿Vive con el Smartphone en su mano derecha? ¿Cómo mantiene el equilibrio entre ambas?





*Profesor de ingles, capacitador en coaching con amplia experiencia comercial, estudiante de psicologia en la UNAM FES IZTACALA y fiel creyente que la vida es algo mas que solo lo percibido.







Etiquetas:   Comunicación   ·   Tecnología   ·   Teléfonos Móviles

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

6 comentarios  Deja tu comentario


Marcela Gudiño, Fluido,claro, preciso y acertivo, muchas felicidades Ulises.
Me identifique con tu texto,me dejas un momento de reflexion para invertir mi tiempo responsable y consciente.



, ES UN REFLEJO DE LO QUE SIEMPRE A CARECIDO LA HUMANIDAD...........LA COMUNICACIÓN.............Y AHORA SE DAN CON LOS AVANCES TECNOLÓGICOS.........Y MÁS AÚN LA EXPRESIÓN......ENTIENDO QUE TODO PROCESO Y ETENDIMIENTO DE ESTE FENÓMENO CIBERNÉTICO......DEBERA DE DIGERIRSE...TIEMPO EN EL QUE DEFINITIVAMENTE ES PARTE DE ENTENDER TU TIEMPO..............ME AGARRASTE INSPIRADO PRIMO......SALUDOS


, El tiempo muerto debe convertirse en tiempo vivo, sin embargo, no es posible hacerlo ya que no somos programas de computo somos seres humanos, si no se considera que de todos modos existe un "tiempo muerto" en nuestro diario hacer, y que también tiene una función¡¡¡¡, la de hacer descansar nuestro conciente, y lo que tarde uno para reprogramar las ideas ó los "pendientes" es asunto de cada quien.... ya lo dijo el filósofo Juan Lennon un inglesillo de barrio.... "la vida es eso que transcurre, mientras ti te ocupas en otras cosas"...


Aleida Rubiños, Me gusta tu apreciación Ulises, gracias por compartirla. Creo que esos tiempos "muertos" aplican en muchas actividades cotidianas en aquellas personas que realizamos (aunque sea de vez en cuando) actividades del hogar, cambia mi percepción después de escuchar hace unos días a un gran tutor al mencionar que mientras se lavan los trastes es el tiempo de pensar e idear, resolver problemas sobre todo.
Sabes? además, que mayor beneficio que poder establecer un contacto más humano y dialogar, compartir con la familia o simplemente acompañarte en silencio, sin que la mente esté absorta por un aparato.
Buenísima la tecnología claro que si, mientras la empleemos con moderación y sin perder el sentido de disfrutar de otras cosas más.



, Muy bien, esto aplica ampliamente a personas de mi generación, la residual de la "Generación X", y me identifico totalmente, sin embargo tu reflexión me deja pensando en algo...
Para los jóvenes todos estos aparatos tecnológicos no lo son como tal, ellos ya nacieron con ellos y no los ven como algo externo o ajeno a ellos.
Permiteme explicar: recordemos como nos sentimos nosotros con las televisiones, para nuestros abuelos las tv's eran tecnología, pero para nosotros nunca lo fueron.

Suerte y continua escribiendo.




Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
18428 publicaciones
4673 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora