Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Poesía   ·   Coronavirus   ·   Pandemia   ·   Escritores   ·   Periodismo   ·   Lectores   ·   Tecnología   ·   Ciudadanía   ·   Innovación   ·   Reseña



Pablo Neruda: Hacia la ciudad espléndida


Inicio > Comunicación
12/07/2012

3521 Visitas




Conclusiones estructurales ADQAT©



·         Argumento Principal: 6.0: Breve, contundente y poético, hace un inicio que marca el preámbulo de lo que será su discurso. Señala desde el inicio la necesidad de traspolar su realidad con la de sus escuchas, generando expectativas entre quienes atienden sus palabras. Comienza el relato de una travesía personal que dibuja el sentido de su discurso. Omite sin embargo el objetivo del mismo.



“Mi discurso será una larga travesía, un viaje mío por regiones lejanas y antípodas, no por eso menos semejantes al paisaje y a las soledades del norte. (...) Tanto y tanto nos alejamos los chilenos hasta tocar con nuestros límites el Polo Sur, que nos parecemos a la geografía de Suecia, que roza con su cabeza el norte nevado del planeta.”



·         Lógica de Argumentación 10.0 Dividido en tres etapas, en la primera utiliza una lógica que describe con analogías poéticas el contexto de la aventura que narra. Juega con el uso de la suspicacia como recurso literario para marcar diferencia entre su relato, su viaje y los supuestos que construye. Un bello ejemplo de esto, al describir su primer encuentro con personas durante su cruce por los Andes, en este supone: "Vimos de pronto una luz encendida que era indicio cierto de habitación humana (...) Cerca del fuego, agrupados como sacos, yacían algunos hombres (...) la primera voz humana que habíamos topado en el camino. (...) Ellos ignoraban quienes éramos, ellos nada sabían del fugitivo, ellos no conocían mi poesía ni mi nombre. ¿O lo conocían?"



En segunda instancia presenta su condición de poeta y su condición como hombre que entrega pensamientos y sueños, señala entre otras cosas su incapacidad de derivar en otros poetas lo que llaman Proceso Creador, lo dice así: "Los errores que me llevaron a una relativa verdad, y las verdades que repetidas veces me recondujeron al error, unos y otras no me permitieron - ni yo lo pretendí nunca - orientar, dirigir, enseñar lo que se llama el proceso creador, los vericuetos de la literatura. Pero sí me di cuenta de una cosa: de que nosotros mismos vamos creando los fantasmas de nuestra propia mitificación."

Para recuperar su condición de escritor y de americano, describe los pueblos que habitan el continente, referencias históricas para refrendar el papel de su oficio:

“Cada uno avanzaba embargado en aquella soledad sin márgenes, en aquel silencio verde y blanco, los árboles, las grandes enredaderas, el humus depositado por centenares de años, los troncos semi-derribados que de pronto eran una barrera más en nuestra marcha.”

Tercera parte: “Heredamos la vida lacerada de los pueblos que arrastran un castigo de siglos, pueblos los más edénicos, los más puros, los que construyeron con piedras y metales torres milagrosas, alhajas de fulgor deslumbrante: pueblos que de pronto fueron arrasados y enmudecidos por las épocas terribles del colonialismo que aún existe.”



·         Tono Emocional 10.0 En la primera etapa, deja entre ver con frases auto reveladoras los sentimientos y las sensaciones que experimentó como personaje de su propia historia.



Al encuentro con la audiencia, en la segunda etapa del discurso, es modesto al señalar que es un gesto propio e innato su capacidad de describir las narraciones de su aventura.

“De todo ello, amigos, surge una enseñanza que el poeta debe aprender de los demás hombres. No hay soledad inexpugnable. Todos los caminos llevan al mismo punto: a la comunicación de lo que somos. Y es preciso atravesar la soledad y la aspereza, la incomunicación y el silencio para llegar al recinto mágico en que podemos danzar torpemente o cantar con melancolía: mas en esa danza o en esa canción están consumados los más antiguos ritos de la conciencia: de la conciencia de ser hombres y creer en un destino común.”

Explica su capacidad literaria con humildad: “en el curso de mi vida he encontrado siempre en alguna parte la aseveración necesaria, la fórmula que me aguardaba, no para endurecerse en mis palabras sino para explicarme a mí mismo.”



·         Soporte a la Argumentación 8.4 Narración de hechos sobre la anécdota que ilustra su discurso; éstos se basan en su percepción de lo vivido, descripciones detalladas del paisaje, sentimientos o acontecimientos y, en algunos casos, las palabras textuales de sus acompañantes o citas poéticas.



Describe, aclarando que es su pensamiento, lo que para él representa (y es) la poesía, lo dice así: "Y pienso con no menor fe que todo está sostenido - el hombre y su sombra, el hombre y su actitud, el hombre y su poesía - en una comunidad cada vez más extensa, en un ejercicio que integrará para siempre en nosotros la realidad y los sueños, porque de tal manera la poesía los une y los confunde."

Justifica (y agradece) el honor que representa el premio Nobel al hablar de su papel como parte del cambio que urge al continente; se pregunta: "¿Qué sería de mí si yo, por ejemplo, hubiera contribuido en cualquier forma al pasado feudal del gran continente americano? ¿Cómo podría yo levantar la frente, iluminada por el honor que Suecia me ha otorgado, si no me sintiera orgulloso de haber tomado una mínima parte en la transformación actual de mi país?"

“apenas llegados a la otra orilla, los baqueanos, los campesinos que me acompañaban me preguntaron con cierta sonrisa:

- ¿Tuvo mucho miedo?

- Mucho. Creí que había llegado mi última hora - dije.

- Ibamos detrás de usted con el lazo en la mano - me respondieron.

- Ahí mismo - agregó uno de ellos - cayó mi padre y lo arrastró la corriente. No iba a pasar lo mismo con usted.”

O Bien: “Comprendí entonces de una manera imprecisa, al lado de mis impenetrables compañeros, que existía una comunicación de desconocido a desconocido, que había una solicitud, una petición y una respuesta aún en las más lejanas y apartadas soledades de este mundo.”



·         Cierre 8.4 Una conclusión discursiva que enlaza los elementos que presentó en principio. Recupera lo que señala en su experiencia de viaje y lo sintetiza en el pensamiento escrito de un "colega" poeta. Pretende con este breve cierre de su discurso, marcar el honor de recibir el premio y designar un futuro promisorio a la humanidad.



Justifica su cause, su oficio con dicha conclusión.

 

“Hace hoy cien años exactos, un pobre y espléndido poeta, el más atroz de los desesperados, escribió esta profecía: "A l'aurore, armés d'une ardente patience, nous entrerons aux splendides Villes". "Al amanecer, armados de una ardiente paciencia, entraremos a las espléndidas ciudades".

En conclusión, debo decir a los hombres de buena voluntad, a los trabajadores, a los poetas que el entero porvenir fue expresado en esa frase de Rimbaud: sólo con una ardiente paciencia conquistaremos la espléndida ciudad que dará luz, justicia y dignidad a todos los hombres.

Así la poesía no habrá cantado en vano.”



Caracterización del Patrón Cognitivo del Pensamiento©











·         Hechos y Datos: Inicia con una narración de un viaje personal. Narrativo y descriptivo. Lírico pero lo suficientemente objetivo para transportarnos al viaje.



·         Percepción: La mitad de sus palabras son destinadas para expresar alguna forma de emoción. La opinión prevalece, con 26.4%, por ejemplo: "Y pienso que la poesía es una acción pasajera o solemne en que entran por parejas medidas la soledad y la solidaridad, el sentimiento y la acción, la intimidad de uno mismo, la intimidad del hombre y la secreta revelación de la naturaleza."



Cita a Rimbaud, emite algunas dudas sobre la condición del poeta y lanza un poco de provocación con su frase: "Digo que los enemigos de la poesía no están entre quienes la profesan o resguardan, sino en la falta de concordancia del poeta."

 

Hace uso del recurso de auto revelación, lo cual lo identifica, lo hace más humano: "Tal vez ésa sea la razón determinante de mi humilde caso individual: y en esa circunstancia mis excesos, o mi abundancia, o mi retórica, no vendrían a ser sino actos los más simples del menester americano de cada día."

 

La idea épica es utilizada con un 12.3%, propia de una narrativa literaria.

 



·         Racional negativo: Señala algunas debilidades del camino propio del auto descubrimiento del hombre, reflexivos y cálidos: "Pero sí me di cuenta de una cosa: de que nosotros mismos vamos creando los fantasmas de nuestra propia mitificación.



De la argamasa de lo que hacemos, o queremos hacer, surgen más tarde los impedimentos de nuestro propio y futuro desarrollo."

 



·         Racional positivo: Oportunidades, con 4.8%, de la integración de la poesía a la vida cotidiana, tal como: "Y si el poeta llega a alcanzar esa sencilla conciencia, podrá también la sencilla conciencia convertirse en parte de una colosal artesanía, de una construcción simple o complicada, que es la construcción de la sociedad, la transformación de las condiciones que rodean al hombre, la entrega de su mercadería: pan, verdad, vino, sueños."

·         Propuesta: Un objetivo: "Hay que mirar al mapa de América, enfrentarse a la grandiosa diversidad, a la generosidad cósmica del espacio que nos rodea, para entender que muchos escritores se nieguen a compartir el pasado de oprobio y de saqueo que oscuros dioses destinaron a los pueblos americanos."



Nuestra Opinión

·         Estructuralmente alto, a pesar de obtener una baja calificación en el planteamiento de su idea central, pero como poeta de época hace un discurso que no permite despegarse de él al leerlo o escucharlo.

·         Cognitivamente un discurso de ser humano sabio: basto en datos verificables o sentido común, entrelazado con opiniones articuladas, dudas, ideas épicas, debilidades y oportunidades. La ausencia de propuestas es apropiada en el contexto del discurso.

·         El discurso de la humildad que distingue a los grandes.

·         Un discurso latinoamericanista que sigue sin hacer eco.

·         La exquisitez del lenguaje puesta al servicio de un discurso de época.

·         Neruda, a pesar de ya no estar aquí, es de los afortunados que jamás podrán morir.





Etiquetas:   Poesía   ·   Discursos   ·   Pablo Neruda

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
20456 publicaciones
5100 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora