Fiesta de Pascua de Resurección

El mundo cristiano está de fiesta, ¡el maestro ha resucitado!

 

. La institución de la Iglesia eje de la vida social en Valdivia, esto es, aproximadamente el 62.2 % de la población que se declara católico que va desde colegios hasta movimientos internacionales y nacionales, parroquias de los distintos sectores de la ciudad, áreas pastorales, comunidades de base, han dado vida a esta semana por distintos canales de comunicación y presencialmente, y dado además un sello especial, toda vez que, la esperanza y la unidad han marcado la jornada de reflexión del mundo cristiano en general en nuestra región de Los Ríos, luego de un par de años de desazón y desconsuelo.

El gran mensaje para nuestra sociedad desde la historia hasta estos días oscuros que nos ha tocado vivir, es y será siempre el de la solidaridad, respeto, fraternidad y perdón, sea en lo individual o colectivo, y el compromiso individual desde lo colectivo es poner a disposición de nuestros semejantes el apoyo y cobijo al caído en la desdicha, todo en comunidad.

La misma historia relatada en los evangelios sagrados de estos días,  nos señalan que, no fue solo una persona quien buscó al maestro resucitado sino fue una comunidad entre ellos Maria Magdalena, Maria la madre de Santiago y José, la madre de los hijos de Zebedeo, Maria la madre y la tía de Jesús, la esposa de Cleofás, y el discípulo Pedro y que hoy a mas de dos mil años aún se mantiene viva esta búsqueda individual en comunidad, con la firme esperanza que la vida vence a la muerte. Y que a pesar de todo lo extenuados, de las humillaciones, de nuestros orgullos, de nuestro engañoso afán de autonomía y del dolor nacional de las diferencias nos mantenemos unidos como sociedad chilena.

Como O´Higginiano deseo un lindo día de pascua de resurrección, destacando el espíritu de nuestro prócer quien como buen ciudadano demostró activa observancia a las tradiciones religiosas, fue bautizado, y en búsqueda de su consecuencia y fidelidad a las virtudes cristianas impulsó la libertad de culto. Y como ejemplo de humildad fue hacerse enterrar con habito franciscano y no así con su uniforme de Gran Mariscal.

UNETE



Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

  • linkedin facebook twitter
  • ©reeditor.com
  • Todos los derechos reservados
  • Avisos Legales