De López y sus "poderes" legislativo y judicial

“Realidad perjudicial . . .”


. . .”
 

López necesita, urgente,

un asesor que lo oriente,

un médico de consciencia

que lo cure con sapiencia.

 

Para que impida, lo invoco,

que se nos vuelva más loco,

dicen que el poder trastorna,

que alma, corazón, deforma.

 

Requiere calmen su seso,

ya quedó sin contrapeso

como rey, emperador,

todo al mando del señor.

 

A democracia ha vencido,

de hecho se ha convertido

en supremo dominante

de este país, infamante.

 

La división de poderes,

gran deseo de otros ayeres,

el sueño tan anhelado,

a otros lares se ha marchado.

 

El ejecutivo, en pleno,

ya no tiene ningún freno

de una manera informal

con el “poder” judicial.

 

Y con el legislativo

tiene amasiato efectivo,

por hoy, no son resilientes,

se le muestran obedientes.

 

La Carta Magna, el derecho,

han quedado muy maltrechos,

el “poder” perjudicial,

quise decir judicial.

 

Ha avalado una consulta

popular tonta e insulsa,

inútil, si bien se actuara,

si López, pues, denunciara.

 

A corruptos expresidentes

sin engañar a la gente,

de pena esta situación

indigna de la nación.

 

De aquí pa’l real, que se entienda,

él va en caballo de hacienda,

que nadie a la vez se asombre

de la autocracia de este hombre.

 

Absoluta, galopante,

nada que ver con lo de antes,

la “dictablanda” de Peña

de risa, da pena ajena.

 

Frente a peje-dictadura

ya no queda ni una duda,

si de ésto había sospecha

totalmente se desecha.

 

La Constitución de luto,

lúgubre, en lo absoluto

ha quedado pisoteada,

las leyes no valen nada.

 

Autor: Lic. Gonzalo Ramos Aranda

Ciudad de México, 02 de octubre del 2020          

Reg. SEP Indautor No. (en trámite)






Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF


UNETE






  • linkedin facebook twitter
  • ©reeditor.com
  • Todos los derechos reservados
  • Avisos Legales