Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Poesía   ·   Pandemia   ·   Crisis Económica   ·   Internet   ·   Transformacion Digital   ·   Auditoría   ·   Economía   ·   Medicina   ·   Ecuador   ·   Odontología



Chile: en el ojo del huracán


Inicio > Ciudadanía
15/03/2020


344 Visitas



Chile, un fenicio que hace agua en una economía mundial que se cierra.


Crisis sanitaria global, crisis económica, explosión social, pérdida de legitimidad de todas las instituciones, anomia, desgobierno, derrumbe del comercio mundial. Se ha conformado una tormenta perfecta que está demoliendo el modelo neoliberal implantado en dictadura a través de la Constitución de 1980. La cual permitió reducir el espacio de acción del Estado, privilegiando el derecho de los privados a desarrollar sus negocios; un modelo económico extractivo y concentrador de la riqueza, que desmanteló la industria nacional y desnacionalizó nuestros recursos naturales, entregándolos a intereses multinacionales, que prácticamente no tributan. Una inserción internacional basada en exportación de materias primas o productos semielaborados, que benefició a un reducido número de familias que son dueñas transversales de todo el aparato productivo, financiero y comercial. Pero, ese modelo está derrumbándose a nivel internacional y son muchos los síntomas de esa crisis terminal. La Guerra Comercial que cruzó el 2019 se ha complejizado con la caída de los precios del crudo y el cierre brutal del comercio y el turismo mundial, en un escenario que parece clausurar la globalización con el cierre de fronteras en China, Europa, Estados Unidos, ante una pandemia inmanejable.

En medio de estas turbulencias, en nuestra realidad local se puede producir la pérdida sustancial de los fondos previsionales, los cuales están colocados en un 40% en las bolsas extranjeras, en activos financieros y derivados que hoy están por el suelo. Como el sistema no tiene fiscalización alguna, es de temer que se produzca, en medio de este caos, un zarpazo a los ahorros de nuestra economía, con un impacto incalculable en los ahorros previsionales de todos los chilenos, lo que llevaría a una pobreza más profunda de toda la población.

Reinventarnos y salir de estas condiciones de carácter estructural, exigirá cambiar de raíz el orden impuesto, deponer ideologismos y comenzar a entender que la burbuja del oasis que pregonaba Sebastián Piñera, se ha roto para siempre y a la plutocracia que nos ha dominado, ya no le quedan espacios para la especulación y deberían aceptar que Chile cambió y que sus privilegios terminan.

Conquistar la independencia significará aglutinar un colectivo donde las expectativas son de un inmenso esfuerzo para generar un país con soberanía, decencia y dignidad. Pese a la pandemia que nos está golpeando y de la cual deberemos sobrevivir con solidaridad, sin esperar mucho de un gobierno reactivo, no debemos perder el norte de la histórica oportunidad que hoy tenemos y que es la salida democrática para una nueva normalidad: el Plebiscito del 26 de Abril. La luz al final del túnel.

Si pretenden escamotearnos esa ruta democrática y pacífica hacia la dignidad, o si intentasen clausurar la democracia representativa para imponer la fuerza, la ciudadanía deberá defenderse de la cultura de la muerte, porque simplemente la soberanía radica en el pueblo.

Evitando provocaciones, las manifestaciones masivas deben cesar, lo que no significa ceder en ninguna de las aspiraciones u demandas que motivaron el estallido social de Octubre. La ciudadanía debe replegarse a sus casas, a sus barrios, manteniendo activas sus redes sociales, preparándose para colaborar en los espacios de familia, territoriales, laborales y sociales. Junto con pasar la emergencia sanitaria, se debe organizar y preparar a distancia la epopeya cívica que nos abrirá puertas para una Nueva Constitución el 26 de Abril. Apoderados y vocales de mesa no deben faltar para ese día.

Somos un pueblo que despertó, ha soportado la peor represión y ya no será manipulado, somos un pueblo que perdió el miedo y que ha decidido escribir la historia.

Hernan Narbona Veliz , Periodismo Independiente, 15 de marzo 2020



Etiquetas:   Política   ·   Democracia   ·   Sociedad Civil

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Los más leídos de los últimos 5 días

Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
21003 publicaciones
5178 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora