Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Filosofía Social   ·   Periodismo   ·   Lectores   ·   Escritores   ·   Mutación Antropológica   ·   Nuevas Tecnologías   ·   Antropología   ·   Análisis   ·   Tecnología   ·   Ética



¿Más dinero menos muertes?


Inicio > Política Internacional
04/05/2019

170 Visitas



Un estudio que realizó la Secretaría de Salud mostró que sólo la mitad de los medicamentos esenciales estaban disponibles en las unidades de primer nivel de atención en México. Esto quiere decir que las probabilidades de padecer una enfermedad grave o mortal por falta de medicamentos en México es de 50%. A la par, más mitad de las personas que acuden a algún centro de salud por medicinas tienen que acudir a una farmacia privada por falta de abastecimiento (Granados-Cosme, 2011). Que la gente se muera por falta de acceso a los medicamentos básicos necesarios y atención médica es una realidad constante en nuestro país. 


No es cuestión de “el que tenga dinero que se pague sus medicinas”, el derecho a la salud debe de ser universal y es trabajo del gobierno proveerlo. Según la Organización Mundial de la Salud, ‘’el derecho a la salud incluye el acceso oportuno, aceptable y asequible a servicios de atención de salud de calidad suficiente’’. El goce máximo de salud que se pueda lograr es uno de los derechos fundamentales de todo ser humano. Sin embargo, existen más de 100 millones de personas en todo el mundo viviendo debajo del umbral de pobreza en el que tienen  un acceso límitado, si no es que nulo, de los servicios de salud pública o privada (WHO, s.f.). Esto equivale a llenar en su totalidad el estadio azteca más de 1,143 veces.

Y a todo esto, ¿qué está haciendo el mundo para evitar muertes que ocurren por la falta de acceso a un sistema de salud eficiente? México en el 2016 destinó un total de 6.5% de su Producto Interno Bruto a la salud. Haciendo una comparativa con Brasil (8.5%), México invierte una cantidad reducida en este tema (TFORG, s.f.). En pesos mexicanos significa que México gastó aproximadamente 11,000 pesos por persona mientras que Brasil casi 15,000 pesos. Este presupuesto es para pagar los sueldos de las personas en el sistema de salud incluyendo doctores, enfermeros, enfermeras, personal de limpieza, transporte de los medicamentos, operaciones, revisiones periodicas, etc. La lista de los gastos es enorme y se puede concluir que no es suficiente el presupuesto actual o que está distribuido de manera desigual. 

 Después de ver lo que los países invierten en el sistema de salud, no es difícil entender cómo es que miles de personas se mueren al año por falta de acceso a un sistema de salud eficaz. No estamos hablando de enfermedades extrañas. Hablamos de una gripa o una infección en la garganta que si no se trata puede llegar a ser mortal. 

Claro está que los países no han sido capaces de satisfacer las necesidades de sus habitantes. Es por esto que existen organizaciones internacionales como la Organización Mundial de la Salud (OMS). En particular la OMS es la autoridad directiva y coordinadora de los asuntos que tienen relación con la sanidad internacional dentro del sistema de las Naciones Unidas. Determinan las líneas de investigación, definen normas a seguir, prestan apoyo técnico y hacen un seguimiento cercano en materia de salud (WHO, s.f.).  

A la par, existen los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) los cuales buscan unir las fuerzas de los gobiernos, el sector privado y la sociedad civil. Encada objetivo hay diferentes acciones que se esperan por parte de los actores involucrados. El objetivo número 3 es garantizar una vida saludable y promover el bienestar universal (UN, s.f.). Se espera que con dichos objetivos realmente exista un desarrollo en todo el mundo. Mejorar la calidad de los servicios de salud es un tema en el que todos los países deben de trabajar. Realmente la OMS con los gobiernos de los países miembros para tomar medidas necesarias para la mejora de la salud y su acceso en el mundo. El presupuesto para 2018-2019 en la OMS es de $ 4421,5 millones de dolares (WHO, 2017). 

Si ya hay dinero destinado al sector, organizaciones internacionales que están involucradas en el tema, compromisos globales, cada vez más y más actores involucrados en el tema y aún así hay gente que muere por la ineficiencia del sistema de salud. Hoy en día mueren 17,000 niños menos que en 1990, pero más de cinco millones de niños mueren cada año antes de cumplir los 5 años (UN, s.f.). Entonces, ¿qué se debe de hacer?. 

Existe un sistema de las 4 As las cuales son indicadores y en este caso, el plan de acción que los gobiernos deben de seguir. Las 4 As son: Asequibilidad, Accesibilidad, Aceptabilidad y Adaptabilidad. Dichos indicadores se pueden aplicar a otros derechos como lo es la educación. En estos indicadores se muestra como el sistema de salud debe de estar alineado en diferentes aspectos y de esta manera si se invierte el dinero para cubrir estos cuatro enfoques principales, realmente el impacto positivo que se generará, será mayor y mejor. 

Asequibilidad que se refiere a la disponibilidad, esto quiere decir que para poder proveer el derecho a la salud deben de existir instalacionales funcionales, personal capacitado, agua potable y los insumos que se necesitan. Accesibilidad se refiere a que no debe de existir discriminación alguna para nadie. Que la ubicación de los centros de salud realmente permita a las personas el acudir al mismo. Aceptabilidad en la manera de prestar los servicios de salud para que sea compatible con la comunidad y permita el desarrollo de las personas involucradas. Adaptabilidad ya que las enfermedades y sus consecuencias en un lugar pueden llegar a ser completamente diferentes en otro lugar aunque se hable del mismo país. 

El hecho de que los países sí tengan en sus agendas el tema de salud, que existan fondos internacionales, organizaciones especializadas en el tema, investigaciones, personal preparado, cooperación entre países para compartir conocimiento, objetivos internacionales que hablan de salud, etcetera, no será suficiente para realizar una mejora en el sector si no se canalizan los recursos en donde deben de ir. Definitivamente aunque el presupuesto para la salud aumente, no significará que vaya a reducir las muertes en el mundo. 

-Sandra Aguirre

 

Referencias

Granados-Cosme, J., Tetelboin-Henrion, C., & Garduño-Andrade, M. (2011). 

Análisis cualitativo del abasto de medicamentos en México. Evaluación en los servicios a población no asegurada. Salud Pública de México, 53. Recuperado de: saludpublica.mx

TFORG Editorial. (s.f.). Healthcare in Mexico: Expenditure, financing and current challenges.TFORG Editorial.Recuperado de: tforg.com

UN. (s.f.). 2019. La Agenda de Desarrollo Sostenible. UN. Recuperado de: un.org



WHO. (s.f.). Salud y derechos humanos. World Health Organization. Recuperado de: who.int



Etiquetas:   Política   ·   Salud   ·   Muerte   ·   Cooperación   ·   Vida   ·   Derecho Internacional   ·   Emisión de Dinero

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
17912 publicaciones
4573 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora