Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Cristina Fernandez de Kirchner   ·   Inflación   ·   Crisis Económica   ·   Mauricio Macri   ·   Devaluación   ·   Sociedad   ·   Emigración   ·   Utopias   ·   Política   ·   Moralidad



la estrategia del candidato Cordero


Inicio > Política Nacional
12/09/2011

1304 Visitas



Confesiones.


 

La estrategia del candidato Cordero.

 

En política los escenarios nunca son iguales, mucho menos cuando median seis años de distancia entre uno y otro, los factores de influencia se transforman, los patrones de conducta cambian, la percepción colectiva también, las circunstancias al no ser iguales exigen un planteamiento acorde al momento y su coyuntura, sin embargo todo parece indicar que la estrategia de Ernesto Cordero, ahora en la búsqueda de la candidatura del partido acción nacional a la presidencia de la república, será un símil de la de su alter ego y jefe Felipe Calderón, la de atacar agresivamente al rival,  la diferencia es que en esta ocasión la formula parece estar destinada al fracaso, para empezar porque Cordero está dirigiendo su discurso en términos de una candidatura que todavía no es suya, primero tendrá que resolver la aduana del proceso interno y para ello todavía falta un trecho muy largo y complicado.

Finalmente y como se esperaba, Ernesto Cordero renuncio a la titularidad de la secretaría de hacienda del gobierno federal la semana pasada, para avocarse de lleno a conseguir la candidatura blanquiazul a la presidencia de  la república, lo hace con todo el respaldo de su mentor el presidente Felipe Calderón, apostando este como en su caso por un doble milagro que difícilmente habrá de repetirse, al menos el segundo de ellos, ganar los comicios federales del año entrante.

Aun siendo considerado como el delfín de los pinos, Cordero está muy atrás en las preferencias al interior del partido acción nacional, por debajo de Josefina Vázquez Mota y Santiago Creel, la única forma de que el ex secretario de hacienda pueda remontar a sus dos adversarios se sostiene en la operación personal del propio presidente Calderón y la estructura formal del gobierno y el partido.

En esta primera instancia es factible que la intervención de calderón alcance para cuadrar y poner en sintonía a las fuerzas al interior de acción nacional, finalmente ese es el margen de maniobra que posee Felipe Calderón como máxima autoridad de su partido, aun y cuando Vázquez Mota y Creel estén mejor posicionados.

Evidentemente para Calderón se trata de una decisión que proviene del musculo, de la soberbia que otorga el poder, no de un razonamiento relacionado con la verdadera competencia, la que realmente importa, que es la elección federal.

Siendo así, existe la posibilidad de que con el arropamiento del presidente y los gobernadores panistas, Ernesto Cordero pueda asumir la candidatura, lo que de inicio no podría considerarse como una victoria, sino más bien como una imposición, toda vez que este primer ejercicio se dirime exclusivamente entre panistas.

Ahora bien suponiendo sin conceder, ante la perspectiva de la consumación de la candidatura de Cordero, vendrá en simultaneo la batalla real en la que de nada servirán las negociaciones de carácter interno ni la balanza de los apoyos.

En términos prácticos Cordero entraría al proceso en tercer lugar, muy lejos de Enrique Peña Nieto virtual candidato priista y también en desventaja ante quien resulte el candidato de los partidos de izquierda que nuevamente irán en coalición, ya sea Andrés Manuel López Obrador o eventualmente Marcelo Ebrard. 

Bajo este análisis de clara desventaja, el propio Calderón desde los pinos juega el papel de coordinador general de campaña de Cordero, apostando por la misma estrategia rijosa que el utilizo en su oportunidad, con la salvedad de que el marco legal que rige el comportamiento de los candidatos y los partidos en época electoral se transformo radicalmente haciendo imposibles los ataques de tipo personal entre aspirantes, limitando fundamentalmente el discurso hacia las propuestas.

El equipo de Cordero sabe que bajo esa dinámica, su candidato es muy débil, es materialmente un desconocido y lo poco que se logro promocionar de él no resulto, al contrario ya que el mayor efecto mediático logrado fue la lamentable  y ridícula declaración del entonces secretario de hacienda, que sostenía que a una familia mexicana le alcanzaba perfectamente para vivir, incluso con créditos de vivienda o automotriz con solo seis mil pesos mensuales.

Eso implica el reconocimiento de la necesidad de enfrentar la competencia con un discurso mucho más agresivo y confrontador, en el que se exhiban las debilidades de los adversarios, sin embargo en su momento la ley no lo va a permitir, Cordero quien tal vez en lo personal no tenga más culpa que su falta de sensibilidad y cargar con la imagen de candidato oficial, tampoco tiene la calidad moral para reprochar mucho, cuando es el abanderado de un partido cuyo gobierno resulto un absoluto fracaso, sobre todo en la asignatura del combate al crimen organizado, que es el tema que más preocupa a los mexicanos.

Aun así porque no tiene otra opción, desde su renuncia como secretario de hacienda, el ya precandidato Cordero arremete fustigando al partido revolucionario institucional, en primera instancia en contra de Humberto Moreira su presidente, como blanco de sus ataques.

Sin embargo esa estrategia no podrá durarle mucho, pues en el pecado lleva la penitencia, Moreira es solo un daño colateral, en el mismo PRI, ya no es motivo de gran preocupación, toda vez que han sido los mismos panistas los que lo bajaron de los titulares con sus propios errores.

Si bien es cierto que eso no limita que la problemática situación de imagen de Moreira pueda darse por concluida y finiquitada, la designación de María Luisa Calderón, hermana del presidente como candidata de acción nacional al gobierno de Michoacán y la negativa del alcalde panista de Monterrey Fernando Larrazábal, de renunciar a su cargo a exigencia del comité nacional del PAN, a raíz de los escándalos de corrupción en los que está involucrado su hermano y presumiblemente el también, derivados del trágico incendio de un casino de esa ciudad, hacen incongruente la postura que Cordero intenta adoptar.

Fernando Larrazábal, paso de ser el dolor de cabeza del priismo neolonés, al salvador momentáneo de Moreira, involucrado en una crisis, que incluso puede costarle la salida de la presidencia de ese partido, debido a la exhibición del sobre endeudamiento en el que dejo a Coahuila como gobernador.

Cordero está atado de manos, su debilidad proviene de su imposición y de quien la empuja, pero no puede ir en contra de ello puesto que es eso lo que lo sostiene, no podrá deslindarse del presidente ni siquiera para ser un poco atractivo ante el electorado, de tal forma que tendrá que enfrentar el proceso cargando los lastres de la fallida operación gubernamental y la imagen de Calderón, reprobada por la mayoría de los mexicanos.

Esta primera estrategia fallida del candidato Cordero, es de cualquier manera lo único que tiene al alcance de la mano, seguramente habrá de modificarla y eso significara todavía un mayor desgaste, porque la transformación solo representara la mediocridad de su candidatura.

Pero no es Cordero el culpable, sino quien lo impone, quien lo manda a la batalla sin armas, ni argumentos, destinándolo al oscuro último lugar de la contienda, que es la posición con la que los mexicanos califican el gobierno de Felipe Calderón.

 

guillermovazquez991@msn.com

twitter@vazquezhandall



Etiquetas:   Política

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
18439 publicaciones
4674 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora