Edición   |  Quienes somos    Contáctanos    Regístrate    Cómo publicar en Reeditor
Últimas etiquetas:   México   ·   Libros   ·   Terremoto   ·   Ciudad de México   ·   Contaminación   ·   Diésel   ·   Automóviles   ·   Lectores   ·   Escritores   ·   Periodismo


Reseña "El extraño verano de Tom Harvey" de Mikel Santiago


Inicio > Literatura
12/07/2017


212 Visitas



Uno, dos, tres… y así una ristra de sospechosos para que el lector haga quinielas sobre la muerte de Bob Ardlan.  Probablemente no se ha caído por el balcón, sino que alguien ha contribuido al desenlace fatal. El protagonista y narrador de la novela, Tom Harvey levantará la antena de investigador aficionado después de que el propio fallecido le llamara quince minutos antes de que perdiera la vida. Se arrepentirá durante toda la novela de no haber descolgado el teléfono.


  Bob deja –es un pintor de caché con un interesante pasado como fotógrafo– el cuadro de una joven muerta en la playa como hilo del que tirar. Era el padre de su exmujer, Elena, la doliente hija. Será quien le comunique la noticia para que le acompañe en ese duro momento en el que Tom Harvey volverá a confundirse con los sentimientos que aún le inspira esa mujer. Acudirá a su vera dejando aparcando su jazz, bolos y trabajos puntuales como guía turístico para enredarse en una espiral de sospechosos –aquí ni el apuntador parece inocente– que pululan por un escenario lleno de luz de la costa mediterránea italiana. Si la novela cae en tus manos en estas fechas, seguro que tu subconsciente hará las maletas pensando en unas vacaciones en un lugar parecido.

  Nada que ver con el opresivo ambiente de “El mal camino” con el que me enganché a Mikel Santiago. Este extraño verano está plagado de un mundillo de ricos y artistas (de distinto calado) en el que Tom Harvey pretende moverse sin salir malparado. Se da cierto aire de hombre vivido con toques de chulería de andar por casa, que el fondo disfrazan cierta ingenuidad que ni él mismo podría reconocer. Entra al trapo en más veredas de las aconsejables, pero es su inconsciencia lo que permitirá divertirnos con esta lectura de narrativa sencilla y de ritmo ágil que se acelera en el último tramo.

  El entretenimiento está garantizado con las constantes meteduras de pata de Tom por muy buena intención que le ponga a cada uno de sus movimientos. Siempre se da cuenta después y –claro– tarda dos segundos en tropezar en piedras similares. Es la alegría del lector que engulle páginas con el objetivo de descubrir quién es el maldito autor no sólo de la muerte de Bob sino de otras que parecen ir de la mano.

  Personalmente el toque angustioso de “El mal camino” me hizo disfrutar mucho más. Cada lector tiene sus preferencias aunque –alguno– no las sepa hasta que cierra la última página. Las sensaciones que dejan las novelas son las que miden los gustos. Esta ha sido la de un vaso que se apura para calmar un tipo de sed que se solventa con rapidez. Mikel puso otros ingredientes psicológicos en la anterior novela que me dieron mayor regusto. Pero no pasa nada.

  Es cuestión de intensidades, matices y grados. Leí en varias ocasiones que Mikel Santiago “prometía”, pero eso es pasado. Este autor es presente y promesa de futuro para el futuro. Aunque sus obras hayan caído en desorden en mis manos. Primero leí la segunda; después leí la tercera (o sea, esta)y si antes no escribe la cuarta, caerá la primera. Su buen suspense no altera el estupendo producto que ofrece.







Etiquetas:   Escritores   ·   Libros   ·   Periodismo   ·   Reseña   ·   Lectores
Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario









Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
15717 publicaciones
4092 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora