Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Periodismo   ·   Lectores   ·   Cultura   ·   Escritores   ·   Cine   ·   Libros   ·   Literatura   ·   Marketing   ·   Empresas   ·   Estrategias



En la pobreza no hay milagros


Inicio > Política Nacional
29/09/2016


1156 Visitas



Los Periodistas no tenemos respuestas -- esos son Operadores o Militantes disfrazados de Periodistas--  tenemos  preguntas.






Cómo tenemos preguntas, quizá la más básica, desafiante y que pueda hacer reflexionar a todos, sea ¿Los que votaron por el cambio y apenas superaron por dos puntos a los que no querían cambiar, qué querían que cambie?

¿La Corrupción?

¿La Seguridad?

¿Las Instituciones?

¿La pobreza?

¿El crecimiento?

¿La Economía?

¿O solo los funcionarios, sus modos y su forma de comunicar?

Solo para dejar algunos interrogantes sobre cada tema, desarrollarlos sería interminable, cabe preguntarse 

¿Se terminó la corrupción? ¿Se está investigando toda la corrupción pasada, dado que los medios solo hablan de ella? ¿El único empresario que no terminó obras y cobró sobreprecios fue Báez? ¿Roggio, Riva, Calcaterra, Ferreyra, Wagner, Rovella Carranza, entre otros, no devolvieron retornos al Kirchnerismo? ¿Y de la corrupción pasada ---aduana, servicios de inteligencia, policías--- que trasciende al presente quien la investiga? ¿No es cuestionable que mientras toda la obra pública está en auditorias y casi parada, las únicas cinco que se activaron --- y que seguramente tenían sobreprecios --- con montos actualizados fueron para Calcaterra (primo de Macri) Caputo (amigo de Macri) Ferreyra (que es Zannini) Odebrecht (que es DeVido) Ghella (muy cercana a los Macri) y Empresas Chinas (que trajo Franco Macri al país) ?¿No es más cuestionable todavía que miles de millones de pesos, sin auditar estas adjudicaciones que venían del Kirchnerismo ---Soterramiento del Sarmiento y Gasoducto de Córdoba por ejemplo--- se hayan reasignado por un DNU de Macri?

Para sintetizar el tema corrupción, si quieren ampliar sobre el presente y pasado, dejo link a dos notas, una de Christian Sanz "Radiografía de la corrupción  macrista" y una propia de hace unos meses, apenas vi los sintomas del gobierno de Cambiemos  "¿Esto era salvar la república?"  en ellas hay más detalles.

En Seguridad cuya herencia es realmente pesada, no se tomó casi ninguna medida de fondo que sugiera un cambio. 

Se hicieron purgas, como casi todos los años K e incluso de gobiernos anteriores, pero no se ordenó el mapa de fuerzas de seguridad, que el Kirchnerismo dejó. Si Gendarmeria, Prefectura, y PSA cumplieran con su función elemental y en los lugares previstos ---fronteras terrestres, fluviales, marítimas y aéreas -- sería más dificil que entraran drogas básicas, que luego en conurbanos y centros urbanos se "cocinan" fraccionan y distribuyen, dado que el país no produce esas drogas básicas. La droga y el narco agravan de un modo exponencial la seguridad, por consumo, por negocios y por la corrupción que generan. 

Sin el nivel actual de narco, el tema seguridad sería más posible revertirlo la pregunta entonces es ¿Por qué no se saturan las fronteras y entradas al país y se disminuye la cantidad que entra y empeora tanto todo? Siguiendo con seguridad, el tenso control de la Bonaerense, las Policías Locales poco idóneas y fáciles de corromper y la división insólita de la Policía Federal que se hizo en CaBA, que no se tradujo en mayor seguridad y de paso dejó sin escalafón y sin carrera a todos los efectivos de Comisarias, reflejan la falta de planes serios y sustentables a 10 meses de gobierno. Y por último en esta cita apretada sobre Seguridad, un dato no menor es la Justicia y en ese sentido lo que mostró Servini de Cubría en su juzgado, lo que denuncia Moldes y otros fiscales y la Marcha del 11 de octubre con serios reclamos de las victimas, por lo cuales no se hizo nada estos meses, eximen de mayores análisis.

En el tema Institucional, desde aquel comienzo nombrando miembros de la Corte, hasta los millonarios fondos de actualización de Obras Públicas (a empresarios cercanos y cuestionados), todas con una ametralladora de DNUs de Macri, demuestran su poca consideración institucional. En este aspecto quienes convalidan su gestión, van a compararla con la avasallante y autoritaria de los K, pero eso sinceramente es consuelo de tontos. Macri sus 8 años en la Ciudad siempre primero avanzó en decisiones de gestión -- muchas cuestionables por favorecer empresarios -- y luego asociado nada menos que a los K terminó aprobando esos avances. En la Nación replica esos modos, aunque el Congreso y hasta su principal socia política Carrió, no se lo permiten tan fácil.

La Pobreza, pese a la promesa de Pobreza Cero, ahora confirmado por el Indec --- lo que ya se sabía de antes --- empeoró estos meses. Es real que no la generó Macri en la Nación -- aunque poco hizo, salvo planes sociales en la Ciudad--- pero la década que compartió con el Kirchnerismo, fue la de mayor crecimiento en el Área Metropolitana de asentamientos y villas. La Pobreza de ingresos ya la venía adelantando la UCA hace años con valores que fueron desde 25 puntos a 29 el último año, no era necesario tener la del Indec para conocerlo. Aunque la que dio hoy el Indec pone la medida real muy lejos de cero con 32,2 puntos. 

Es suficiente con ver que una Canasta Básica (sin alquiler) llega a los 13.000 pesos y que a la vez dice Indec que un 40 por ciento de los habitantes de Buenos Aires Ciudad (la de mayores ingresos) no cobra más de 8.000 pesos. Solo este dato es suficiente para que Macri vea, que está al menos a 40 puntos porcentuales de llegar a cero. 

Pero la peor pobreza  no es la de ingresos pese a las necesidades que genera esta, sino la estructural. La pobreza de estructuras, esa que alguien por nacer en determinado lugar, esté condenado a no tener calle, agua segura, cloacas, seguridad, escuela u hospital, es la que produce el Estado (en las villas y asentamientos por ejemplo) Urbanizar villas es un paliativo, pero no cambia la pobreza. Poner calles y en lugar de casas precarias, edificios, monoblocks o reacondicionar esas casas, mejora en algo la calidad habitacional pero crea guetos de pobreza (como Fuerte Apache por ejemplo) Incluir a los pobres es que puedan vivir en el mismo o con otros sectores de la sociedad. Reubicar familias en barrios de sectores medios, sea en centros urbanos o el interior si así les conviene y a la vez en los lugares que había villas, construir edificios o complejos, donde también otros sectores puedan comprar o tener acceso. Incluir a los pobres es crear diversidad y no sectorizarlos como estaban antes, pero en lugar de en villas, en construcciones de calidad. Algo de todo esto hay detrás del Plan de Urbanización de Villa 31, que como de costumbre el PRO primero avanza y luego con socios (K por lo general) aprueba en la Legislatura. Este proyecto de donde se mire, se puede ver más beneficios a empresas constructoras y desarrolladores, que a vecinos de Villa 31 y la Sociedad porteña. De hecho desde el comienzo no van contra los negocios inmobiliarios de los punteros, que solo construyeron en terrenos públicos para alquilar. No le tocan por ahora el negocio, porque esos punteros movilizan. 

En suma se empezó mal, más si es parte del proyecto (del tongo) "correr la AU Ilia" un despropósito que festejan las empresas de obra pública que deberán demoler y hacer de nuevo. 

Para el final nos quedó economía y crecimiento,  y es dificil pensar cómo puede funcionar la economía y producir crecimiento real, con todo lo anterior que analizamos.

En una nota anterior analicé el detalle del tema económico, "Así va a ser dificil Mauricio" si quieren pueden profundizar, pero lo esencial es que en verdad no importa si hay grandes inversiones, si se instalan corporaciones o si en 2017 después de 2 años de caída se rebota y se termina creciendo de 3,5 a 5 por ciento como pronostican desde el gobierno a economistas privados, la pobreza no será menor. Quizá baje algunos puntos, pero no lo dice este periodista, sino la UCA y varios profesionales del Conicet, tenemos un núcleo duro de entre 25 y 30 por ciento de pobreza de ingresos con gran precariedad laboral y que coincide con pobreza estructural. Ese gran porcentaje de ciudadanos no van a salir de la pobreza por más inversiones corporativas que se consigan y más liquidez que haya en el país. Estos grupos que abarcan todas las edades de inserción laboral, justamente no pueden lograr esa inserción por falta de capacitación, estudios o marginación. 

El presidente podrá lograr algún crecimiento si consigue inversiones, estabiliza la economía, baja la inflación y el gasto del Estado, pero no va a poder cumplir con pobreza cero, si no apunta directamente a esa pobreza núcleo.

Y apuntar a esa pobreza núcleo que no es menor al 25 por ciento según expertos, significa tomar medidas especificas para ese sector, que si mejora su pobreza, termina beneficiando a los sectores que están por encima.

Las medidas que sugieren expertos en el tema son claras: ir a buscarlos, porque los excluidos por si mismos no van a salir. Otra medida, por su baja capacitación, más allá de programas que se puedan implementar para capacitarlos, primero necesitan un mínimo piso de dignidad. Vivienda digna, barrios urbanizados y reubicación de familias, acceso real a la salud y educación, pero sobre todo, atacar a los flagelos que los marginan, como la droga y el delito que los somete y aíslan en sus barrios. Pero lo más importante en el mientras tanto esas enormes tareas se logran, es generar un fuerte apoyo a pymes y microempresas, que son a las únicas que podrían aspirar estos sectores con una mínima capacitación, ya que en corporaciones o grandes inversiones, prácticamente no tienen posibilidades.

Viendo la gestión Macri de estos meses, que a Pymes que venían de 2 años de recesión y caída, les cargó el mayor peso del ajuste, sobretodo en tarifas, parece contradictorio su plan de Pobreza Cero.

El déficit es enorme y se presupuesta un  déficit fiscal mayor para 2017.

Los recursos en la Nación son escasos, no se pueden hacer milagros.

Sin embargo para reactivar el Soterramiento del Sarmiento, la mega obra presupuestada en todos los presupuestos desde 2009 a 2013, que se denuncia con más cantidad de sobreprecios y sub ejecuciones en estudios de tierras y demás, que fue adjudicada por Cristina Kirchner en medio que Franco Macri traspasó IECSA a su sobrino Angelo Calcaterra y que no se hizo ninguna auditoria, mientras que la mayor parte de la obra pública está parada por eso. Macri sin contemplar ninguna ética al menos, de que estaba actualizando esa obra nada menos que a su primo, a través de un DNU le asignó 45.000 millones de pesos más. Como ve se hacen milagros.

Como se hacen milagros con el Polo de Tierra del Fuego, donde uno de los principales ensambladores es Nicolás Caputo y se presupuestan 36.000 millones de pesos para el año. Como se hacen milagros con las petroleras a las que se va a asistir ---  caso único en el mundo --- con más de u$s 6000 millones en subsidios al barril de crudo, algo similar pasa con el gas y en ninguno de los dos casos llegan inversiones, ni se produce más, al contrario, se debe importar y las naftas en el año aumentaron cuatro veces.

También se hacen milagros con las mineras, que rinden sus exportaciones por declaraciones juradas y nadie las controla, igual que en la Era K. Que además se les quitaron retenciones, no se les exige como en Chile por ejemplo, separar metales, agregar valor y exportar valor agregado y no barro mineral. Y que de paso contaminan y ya no en potencial, sino probado y en la vida real, motivo por que que también nuestro vecino Chile, clausuró Pascua Lama de su lado de modo definitivo, y aquí continúa explotando.

Podría citar muchos más milagros, pero no quiero repetirme con notas anteriores.

Llegar a la Pobreza Cero, que lejos de ser una consigna de campaña, hasta en la ONU se comprometió Macri, con el sentido que tiene su gestión, ni por milagro podría suceder. Hoy con el dato del Indec sobre la Pobreza lo reconoció “Pobreza cero en 4 años es obvio que no se alcanza”, admitió el presidente

Pueden abrir ciento de empresas de energías renovables, mineras, supermercados, tecnológicas, pueden hacer grandes obras publicas, pero si no se abren más pymes o al menos dejan de cerrar las que quedan, no se va por vivienda, salud, educación y capacitación, no habrá milagro posible.

No se podrá ni siquiera bajar el núcleo duro de pobreza, sino se gestiona en dirección a esa pobreza.

Y en estos meses, no pasó.











Etiquetas:   Economía   ·   Pobreza   ·   Cristina Fernandez de Kirchner   ·   Sociedad   ·   Mauricio Macri   ·   Inversores

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Los más leídos de los últimos 5 días

Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
18552 publicaciones
4698 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora