La incuestionable obra de Francisco Hernando, 'El Pocero'



Francisco Hernando 'El Pocero' es un conocido promotor inmobiliario que saltó notoriamente a la fama cuando se propuso construir un complejo residencial de 13.500 viviendas en Seseña, una pequeña localidad que notaría un gran aumento de habitantes y actividad una vez concluyera el proyecto.

 


El residencial Francisco Hernando comenzó a gestarse en 2002 obteniendo todos los permisos y licencias por parte de las administraciones pero cuando las obras habían comenzado y avanzado, se desató una feroz campaña contra al proyecto y contra el promotor así como todo tipo de trabas del alcalde que se negaba a dar las licencias correspondientes lo que entre otras cosas derivó en manifestaciones de trabajadores de ONDE 2000 frente al consistorio en las que al grito de "Licencias ya, queremos trabajar" exigían al por aquel entonces edil de Seseña, Manuel Fuentes, las licencias para poder continuar con la construcción de las viviendas proyectadas. No pareció ser muy acertada la decisión del equipo de gobierno de poner trabas a 'El Pocero' cuando Izquierda Unida, el partido del Gobierno Municipal pasó de obtener 7 concejales en 2007 a 2 en 2011.  

Los medios de comunicación no cesaron en el empeño de desprestigiar a Hernando y dañar lo máximo posible su proyecto ¿Por qué? Algunos pensamos que en aquella época del auge de la construcción, Francisco Hernando disparaba las ventas de pisos, ventas que lógicamente perdían otras constructoras y eso pudo despertar el odio y la envidia de diferentes poderes por lo que decidieron intentar acabar con él.

Cuando ya había miles de personas ocupando las viviendas del residencial, los medios decían que era una "ciudad fantasma" lo que causó indignación entre los vecinos. 

Vídeo realizado por un vecino del Residencial Francisco Hernando en 2012: https://www.youtube.com/watch?v=DqomSt_Rd3w

Poco o nada se ha hablado de los miles de puestos de trabajo generados por Francisco Hernando en el medio siglo que lleva dedicado a la actividad empresarial, poco se ha hablado de las personas a las que ayudó el constructor sin tener ninguna obligación de hacerlo y a veces solucionando problemas que eran competencia de los políticos; sirva como uno entre muchos ejemplos, cuando Francisco Hernando cedió su avión así como otros servicios a Elvira Roda, una ciudadana que sufría Sensibilidad Química Múltiple (SQM) para que pudiera regresar a España desde Dallas. 

Francisco Hernando no sólo sufrió en Seseña, pasó por un calvario similar años antes en Villaviciosa de Odón cuando el alcalde Felipe Sanz, rechazó los proyectos que Hernando tenía para la localidad de construir 8.500 viviendas, además de desprestigiar en varios medios de comunicación al promotor haciendo graves afirmaciones sobre su persona y sobre sus métodos como empresario que a la vista de sus obras no han debido ser tan malos. 

Francisco Hernando, tiene más mérito que cualquier otro de los grandes empresarios que ha habido en España; él empezó viviendo en una chabola en la Calle Cantueso de Tetuan, sin agua corriente, sin ir a la escuela, para él y su familia, por aquél entonces comer caliente era "casi un milagro". Trabajaba repartiendo agua con un burro, después como mozo de almacén, y más tarde como pocero, el oficio de su padre, de donde le viene el mote y del que Francisco Hernando se siente muy orgulloso: "Nací siendo pocero y me moriré siendo pocero" llegó a decir. Tras años de duro esfuerzo y sacrificio logró hacerse con un camión y es cuando empezó a ganar dinero y se hizo empresario. 

Sus éxitos en el terreno profesional han sido fruto de una eficacia perseverante sin igual. 

En cualquier país del mundo, una persona luchadora que hace todo esto ¿sería admirada y querida, verdad? En España, por desgracia no. 

En Seseña, se decía que había carencia de infraestructuras, algo que parece cómico pues basta con ver algunas imágenes de las instalaciones deportivas, el parque de María Audena en honor a su mujer, las calles que como dijo Francisco Hernando tienen más metros que la Castellana o el gran lago entre otras. Se decía que no había ni agua, que era un secarral y no hay frase más apropiada para definir esta manipulación que la utilizada por el propio empresario cuando ironizó diciendo: "El lago no lo ha llenado un elefante". 

Se llegó incluso a publicar que las obras se quedaron a medias grabando edificios de la urbanización que aún estaban en construcción, una manipulación más; todos los edificios comenzados fueron acabados en su totalidad. 

No debían tener muchas carencias las viviendas cuando en los últimos años se han vendido importantes catidades. Si hubiera carencias, fuera un secarral o una ciudad fantasma, la gente no adquiriría las viviendas ni iría a vivir a ellas, evidentemente. 

El tiempo dio la razón a 'El Pocero' demostrando que el residencial no era ningún disparate y que de no ser por la negativa campaña y por las circunstancias del país, todas las viviendas hubieran sido adquiridas y se hubiera completado la construcción de las 13.500 que se proyectaron inicialmente y de las que el promotor aseguró en Antena 3 que "tarde o temprano la obra se acabará" 

Francisco Hernando, tras unos años de silencio volvió a los focos en 2016 cuando se produjo un incendio en el vertedero de neumáticos de Seseña: Cómo él mismo declaró, se encontraba en la cama cuando se enteró del suceso y de inmediato partió hacía allí con su coche. Los vecinos recibieron a Francisco Hernando haciendo incluso que se le saltaran las lágrimas de emoción por el caluroso recibimiento. Si un promotor vende viviendas de ínfima calidad o con múltiples defectos y aparece años después por allí, el recibimiento no sería precisamente bueno pero Hernando fue recibido entre aplausos, eso dice mucho de él y de sus obras. Además se ofreció a pagar abogados para las personas que estaban sufriendo con motivo del incendio a pesar de que los neumáticos no se encontraban en suelo de su propiedad y por ello no tenía ninguna responsabilidad.

En la actualidad Francisco Hernando se encuentra en difícil situación debido a la fuerte inversión que realizó en Guinea Ecuatorial, la cual podría superar los 1.000 millones de euros en proyectos que fueron paralizados por lo que interpuso una demanda contra al país africano en marzo de 2012 ante el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones (CIADI). 

El trabajo, el esfuerzo y el sacrificio han sido y son los baluartes de un hombre que se ha hecho a si mismo y que puede sentirse engrandecido por la huella que han dejado sus gigantescos pasos y que sin duda alguna continuarán dejando porque los luchadores como él salen siempre adelante por muy empinada que sea la cuesta o muy fuerte que sea la adversidad, sus éxitos en el terreno profesional han sido ejemplos de una eficacia perseverante sin igual.

  • Escrito por: Luis G
  • Fecha publicación: 02-09-16


Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF


UNETE






La incuestionable obra de Francisco Hernando, 'El Pocero'


Francisco Hernando 'El Pocero' es un conocido promotor inmobiliario que saltó notoriamente a la fama cuando se propuso construir un complejo residencial de 13.500 viviendas en Seseña, una pequeña localidad que notaría un gran aumento de habitantes y actividad una vez concluyera el proyecto.

 


El residencial Francisco Hernando comenzó a gestarse en 2002 obteniendo todos los permisos y licencias por parte de las administraciones pero cuando las obras habían comenzado y avanzado, se desató una feroz campaña contra al proyecto y contra el promotor así como todo tipo de trabas del alcalde que se negaba a dar las licencias correspondientes lo que entre otras cosas derivó en manifestaciones de trabajadores de ONDE 2000 frente al consistorio en las que al grito de "Licencias ya, queremos trabajar" exigían al por aquel entonces edil de Seseña, Manuel Fuentes, las licencias para poder continuar con la construcción de las viviendas proyectadas. No pareció ser muy acertada la decisión del equipo de gobierno de poner trabas a 'El Pocero' cuando Izquierda Unida, el partido del Gobierno Municipal pasó de obtener 7 concejales en 2007 a 2 en 2011.  

Los medios de comunicación no cesaron en el empeño de desprestigiar a Hernando y dañar lo máximo posible su proyecto ¿Por qué? Algunos pensamos que en aquella época del auge de la construcción, Francisco Hernando disparaba las ventas de pisos, ventas que lógicamente perdían otras constructoras y eso pudo despertar el odio y la envidia de diferentes poderes por lo que decidieron intentar acabar con él.

Cuando ya había miles de personas ocupando las viviendas del residencial, los medios decían que era una "ciudad fantasma" lo que causó indignación entre los vecinos. 

Vídeo realizado por un vecino del Residencial Francisco Hernando en 2012: https://www.youtube.com/watch?v=DqomSt_Rd3w

Poco o nada se ha hablado de los miles de puestos de trabajo generados por Francisco Hernando en el medio siglo que lleva dedicado a la actividad empresarial, poco se ha hablado de las personas a las que ayudó el constructor sin tener ninguna obligación de hacerlo y a veces solucionando problemas que eran competencia de los políticos; sirva como uno entre muchos ejemplos, cuando Francisco Hernando cedió su avión así como otros servicios a Elvira Roda, una ciudadana que sufría Sensibilidad Química Múltiple (SQM) para que pudiera regresar a España desde Dallas. 

Francisco Hernando no sólo sufrió en Seseña, pasó por un calvario similar años antes en Villaviciosa de Odón cuando el alcalde Felipe Sanz, rechazó los proyectos que Hernando tenía para la localidad de construir 8.500 viviendas, además de desprestigiar en varios medios de comunicación al promotor haciendo graves afirmaciones sobre su persona y sobre sus métodos como empresario que a la vista de sus obras no han debido ser tan malos. 

Francisco Hernando, tiene más mérito que cualquier otro de los grandes empresarios que ha habido en España; él empezó viviendo en una chabola en la Calle Cantueso de Tetuan, sin agua corriente, sin ir a la escuela, para él y su familia, por aquél entonces comer caliente era "casi un milagro". Trabajaba repartiendo agua con un burro, después como mozo de almacén, y más tarde como pocero, el oficio de su padre, de donde le viene el mote y del que Francisco Hernando se siente muy orgulloso: "Nací siendo pocero y me moriré siendo pocero" llegó a decir. Tras años de duro esfuerzo y sacrificio logró hacerse con un camión y es cuando empezó a ganar dinero y se hizo empresario. 

Sus éxitos en el terreno profesional han sido fruto de una eficacia perseverante sin igual. 

En cualquier país del mundo, una persona luchadora que hace todo esto ¿sería admirada y querida, verdad? En España, por desgracia no. 

En Seseña, se decía que había carencia de infraestructuras, algo que parece cómico pues basta con ver algunas imágenes de las instalaciones deportivas, el parque de María Audena en honor a su mujer, las calles que como dijo Francisco Hernando tienen más metros que la Castellana o el gran lago entre otras. Se decía que no había ni agua, que era un secarral y no hay frase más apropiada para definir esta manipulación que la utilizada por el propio empresario cuando ironizó diciendo: "El lago no lo ha llenado un elefante". 

Se llegó incluso a publicar que las obras se quedaron a medias grabando edificios de la urbanización que aún estaban en construcción, una manipulación más; todos los edificios comenzados fueron acabados en su totalidad. 

No debían tener muchas carencias las viviendas cuando en los últimos años se han vendido importantes catidades. Si hubiera carencias, fuera un secarral o una ciudad fantasma, la gente no adquiriría las viviendas ni iría a vivir a ellas, evidentemente. 

El tiempo dio la razón a 'El Pocero' demostrando que el residencial no era ningún disparate y que de no ser por la negativa campaña y por las circunstancias del país, todas las viviendas hubieran sido adquiridas y se hubiera completado la construcción de las 13.500 que se proyectaron inicialmente y de las que el promotor aseguró en Antena 3 que "tarde o temprano la obra se acabará" 

Francisco Hernando, tras unos años de silencio volvió a los focos en 2016 cuando se produjo un incendio en el vertedero de neumáticos de Seseña: Cómo él mismo declaró, se encontraba en la cama cuando se enteró del suceso y de inmediato partió hacía allí con su coche. Los vecinos recibieron a Francisco Hernando haciendo incluso que se le saltaran las lágrimas de emoción por el caluroso recibimiento. Si un promotor vende viviendas de ínfima calidad o con múltiples defectos y aparece años después por allí, el recibimiento no sería precisamente bueno pero Hernando fue recibido entre aplausos, eso dice mucho de él y de sus obras. Además se ofreció a pagar abogados para las personas que estaban sufriendo con motivo del incendio a pesar de que los neumáticos no se encontraban en suelo de su propiedad y por ello no tenía ninguna responsabilidad.

En la actualidad Francisco Hernando se encuentra en difícil situación debido a la fuerte inversión que realizó en Guinea Ecuatorial, la cual podría superar los 1.000 millones de euros en proyectos que fueron paralizados por lo que interpuso una demanda contra al país africano en marzo de 2012 ante el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones (CIADI). 

El trabajo, el esfuerzo y el sacrificio han sido y son los baluartes de un hombre que se ha hecho a si mismo y que puede sentirse engrandecido por la huella que han dejado sus gigantescos pasos y que sin duda alguna continuarán dejando porque los luchadores como él salen siempre adelante por muy empinada que sea la cuesta o muy fuerte que sea la adversidad, sus éxitos en el terreno profesional han sido ejemplos de una eficacia perseverante sin igual.

  • Escrito por: Luis G
  • Fecha publicación: 02-09-16



Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar

PDF


UNETE