Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   PRI   ·   PAN   ·   México   ·   Quintana Roo   ·   MORENA   ·   Escritores   ·   Periodismo   ·   Lectores   ·   Andrés Manuel López Obrador   ·   Pobreza



El estado de la Nación


Inicio > Política Nacional
09/06/2016


1112 Visitas



Seguramente se necesitó de tiempo, revisión y auditorías para conocer la cuentas públicas, pero el Informe El Estado del Estado se dio a conocer tarde, mal expresado, de un modo denso en cuanto a volumen y en el peor día.






Empezando por el final, el Informe se conoció el peor día, cuando el Presidente atravesó su episodio de salud que si bien superó a la vez absorbió toda la atención de los medios. Es denso además no solo por sus 223 páginas, sino por el modo de volcar la información, todo en texto, literario, sin gráficos, sin cuadros comparativos, sin resumen de datos en cada ítems. Está mal expresado porqué pretende explicar temas técnicos de un modo sencillo, pero termina no haciendo énfasis  justamente en lo más importante: lo técnico numérico. Y se dio a conocer tarde porque en el orden económico, social y hasta judicial - si bien aclara que se están haciendo denuncias de irregularidades - hubiera sido necesario conocer estos detalles antes,  para tomar o incluso para apoyar algunas decisiones.

Esta nota no es para explicar o analizar el informe, que seguramente los medios lo harán con el tiempo y las actualizaciones que se anunciaron y con una comunicación más concreta y eficiente de la que tuvo el gobierno.

Lo que si quiero mostrar citando el informe, son los repetidos errores del gobierno - aún en los aciertos - pero no solo comunicando, sino también gestionando.

Volviendo al informe pero solo para citar un concepto,  en una parte destacan que “El precio por kilómetro era entre un 30% y un 50% más alto que en el resto de América Latina”. Ese mismo concepto y con un titulo que reproduce exactamente eso, publica también el diario La Nación. Lo curioso - por no poner otro adjetivo - es que tanto el Informe como el diario se enfocan en un solo caso testigo: Santa Cruz, Caleta Olivia, Ruta 3 y la obra sobre presupuestada, cobrada y nunca terminada de Lázaro Báez. 

Busqué en el informe más datos, otras obras, de otras provincias, de otros proveedores, pero no había nada más.

El destacado es claro en el Informe "El precio por kilómetro era entre un 30% y un 50% ..." pero si nos quedamos con el informe, parece que solo Báez y solo en Santa Cruz pasó esto. Evidentemente no debe ser así.

Es suficiente con recordar el listado que dio la ex presidenta, cuando las publicaciones periodisticas sobre los beneficios a Báez la acosaban. En ese listado figuraban como primeros beneficiarios de la Obra Pública, sin discriminar el tipo de obra: Techint, Roggio y Calcaterra. De estos tres proveedores, aunque hay 36 más en el top de los más beneficiados, el segundo y tercero Benito Roggio e IECSA de Calcaterra, son los que más se dedicaron a Rutas, Caminos y Autopistas e incluso tienen en la actualidad concesiones de Peajes en autopistas que fueron renovados automáticamente 6 meses más por Macri ni bien asumió, por la imposibilidad de revisar cada concesión y el estado de cada obra. 

Lo cierto es que en cada concesión, según algunos datos que dan funcionarios, desde el mantenimiento de las autopistas, salarios y hasta cortar el pasto de las colectoras, estaban y siguen a cargo del Estado a través de fondos y subsidios y a esos proveedores, además de renovarles, les permitieron un aumento de 400 por ciento  en peajes de rutas nacionales.

Solo en esta situación de autopistas no terminadas y proveedores del estado cobrando los peajes, mientras el estado es quien las mantiene, se evidencia que el foco en Báez es cuanto menos insuficiente.

Las marchas y contramarchas del gobierno se suman. Sus contradicciones son llamativas. Y aunque desde sus voceros rescaten esto como un valor  dado que el Kirchnerismo cuando se equivocaba profundizaba el error, no deja de mostrar realmente a dónde apunta su gestión en principio, si bien luego con el rechazo de la prensa y social,  corrigen.

No quiero desde este espacio citar promesas de campaña (no vamos a devaluar, a quitar subsidios, a ajustar ...) y que desde el Macrismo llamaron la Campaña del Miedo K cuando se los cuestionaba de que no iban a poder cumplir y de hecho no cumplieron. Solo los incautos o mal informados podían creer que se iba a sostener el Modelo K de gasto, retraso cambiario, déficit y populismo. 

Sin embargo sucedió.

No sucedió como esperaba la oposición K,  pero sucedió. 

Se devaluó menos que el retraso, pero las expectativas hicieron subir a los precios más que la propia devaluación. Se quitaron subsidios y subieron brutalmente las tarifas hasta el 600 por ciento, pero eso no implicó baja en el monto de subsidios que se espera para 2016 se incrementen un 20 por ciento. Y dicen que hicieron esto para no ajustar, pero todos los costos recayeron sobre un mismo sector, el que más motoriza empleo y consumo y se cayó la actividad.

Da la sensación que no solo no buscaron alternativas a generar más energía, eléctrica por ejemplo,  y con una mayor oferta y competencia entre empresas mejorar los costos, sino que ni siquiera hicieron cuentas, a matemáticas básicas me refiero. Si hubieran hecho cuentas, habrían advertido que aumentar el 100 por ciento por año, durante los primeros 2 años (un consumo de $100 llevarlo a $200 el primer año, de $200 a $400 el segundo) y el 50 por ciento los 2 años siguientes ($400 a $600 y de $600 a $800) habrían corregido en el periodo de gobierno el 800 por ciento y contando con que prometen bajar la inflación, habrían quedado casi actualizadas las tarifas. Subir la diferencia en 4 años, hubiera sido menos perjudicial a la actividad.  Eso sin contar que podrían en ese tiempo además generar una mayor oferta, como pasa en Chile donde literalmente están regalando la electricidad.

El gobierno se equivoca y vuelve sobre sus pasos, es una interpretación, pero hay otra,  que  en realidad el gobierno tiene como concepto lo que intenta aplicar y ante el rechazo cambia.

Pasó con los nombramientos en la Corte Suprema. Pasó con el Dólar Futuro donde el gobierno y representantes del frente de gobierno tuvieron posiciones opuestas. Pasó con las Tarifas. Pasó y sigue pasando y generando internas en Hacienda con la Tasa de Interés, las Lebacs y el Tipo de Cambio. Pasó cuando estallaron los Panamá Pappers cuando al comienzo se negaron cuentas y empresas del presidente y luego, no solo se aceptaron, sino que se incluyó una cuenta en su Declaración Jurada.  Pasó con las posición en el tema Venezuela, donde de pedir la Carta Democrática apenas asumido, luego por Malcorra y su aspiración a la ONU se retrocedió y pidió diálogo.  Pasó con la Ley del Arrepentido que fue propuesta en campaña y por la presión de Gobernadores, Intendentes y Legisladores (que tienen mucho que ocultar y varios enemigos cada cual) se arrepintieron de tratarla por el momento. Pasó hoy mismo con un decreto ridiculo de Vidal que intentó penalizar a "terceros que divulgaran " información sobre patrimonios de funcionarios, obviamente los periodistas interpretamos que esos terceros éramos nosotros, finalmente se retrocedió en el decreto.

Pasó también  con la posición frente a temas de corrupción, donde el Frente Cambiemos en campaña levantó la bandera de perseguirla y el Ejecutivo con la avalancha judicial que sobrevino, llegó a decir que no veían bien que Cristina fuera presa. Sin embargo no quedó en deseo lo del gobierno y en muchos aspectos en cuanto a causas que avanzan y otras que no, hasta integrantes del propio Frente exponen - algunos públicamente y otros en off - que existen operaciones en la Justicia de parte del gobierno. En este tema los personajes no cambiaron, la ex Side, más ex que nunca  con Majdalani que unifica  a los componentes que estaban en Inteligencia,  antes de la limpieza que hizo el kirchnerismo para colocar a los suyos (Stiuso desde afuera, junto a Larcher socio de Majdalani en empresas) Esos elementos conocidos por los jueces y que conocen como nadie a cada uno de los jueces, sumados a Richarte y Angelici, son según las fuentes,  los que evitan la explosión.

Pero ¿cuál sería esa explosión?

¿No es hora después de tanta campaña en un sentido, tanta gestión encontrada y tantas marchas atrás, de decir algunas verdades?

Los Periodistas no tenemos la verdad revelada y aunque podamos chequear algunas realidades, lo mejor y más profesional, no es afirmar, sino preguntar:

¿Cabe dudas que si Báez se siente atrapado por una condena que ni apelando pueda evitar, no va a involucrar a todos los que pueda? ¿Que si Cristina a la vez queda involucrada, también va a tratar de arrastrar a otros implicados en el mismo formato de corrupción? ¿Cabe dudas que desde el primer proveedor de obra publica, hasta el último, de las empresas que "tenían licitaciones a medida " como dice el Informe del Estado, tuvieron el mismo formato corrupto que Báez?  ¿Alguien cree que Roggio, Calcaterra, Wagner, Caputo o Ferreyra entre otros, no presupuestaron con sobreprecios, recibieron adelantos de obras y tuvieron incumplimientos como Báez? ¿Es posible pensar que se llegue a votar una Ley de Arrepentido cuando Vidal necesita a los Intendentes del conurbano que no quieren ni escuchar la palabra arrepentido y Macri necesita de Gobernadores, que están en la misma situación? ¿No sería una explosión de denuncias y arrepentidos de haber una ley y justo en un año electoral como el que viene? 

Y sobre corrupción política,  la última y quizá fundamental pregunta ¿Carrió va a permitir que se siga con una gestión contraria a los valores y la campaña de Cambiemos?

Con respecto a economía y sociedad también hay preguntas que pueden exponer realidades.

¿Puede alguien como Aranguren que toda su vida lidió con el Estado, los costos, su renta y los usuarios, ahora desde el estado, normalizar los costos, hacerlos rentables, pero pensando en los usuarios? ¿Es posible que alguien como Quintana que con enormes capitales expandió una cadena como Farmacity, incorporando a sus rubros todos los posibles y no compitiendo solo con Farmacias, si no con Perfumerías, Casas de Limpieza, Bazares, hogar, Electrónica, Tecno y hasta modestos Kioscos de Golosinas, a los que hizo quebrar por su competencia desde una posición dominante y de fuertes capitales, hoy pensar en desarrollar desde el Estado como funcionario a Pymes, aumentar con eso el empleo y el consumo?

Pero quizá las preguntas más serías son sobre Macri,  por las realidades que puede revelar. 

Descontó sin dudarlo cerca de u$s 5000 millones al año a Mineras, tampoco dudó en seguir pagando u$s 11.000 millones de subsidio a petroleras, luego colocar deuda para pagar a Holdouts por s$s 12.000, siguió pagando por el Fútbol  más de $2000 millones terminarán siendo para este año, siguió sosteniendo un déficit en Aerolineas de cerca de u$s 2 millones por día, en todo esto no dudó, fue rápido y expeditivo.  

Contrariamente a la sociedad  le aplicó un tarifazo de entre 400 y 600 por ciento que recupera solo unos u$s 4000 millones pero a la gente le cuesta mucho pagar y con esto se congeló la actividad. Ahora para compensar, mucho más tarde se aprobó el descuento de 15 por ciento en IVA a algunos sectores vulnerables (cuando se pudo descontar directamente en Alimentos y Energía a  siendo que esto incluiría a clase media baja y hubiera sido más equitativo) este descuento que se va a devolver por débito, significan unos $20.000 millones o sea unos u$s 1500 millones.  Más tarde todavía se va por una reparación histórica a los Jubilados, con una Ley que cuestionablemente la pegaron al Blanqueo de Capitales, este pago y recomposición a Jubilados llegaría a los $75.000 millones en 3 años.  

Es evidente la velocidad, decisión y sobre todo los montos que se dieron con facilidad a los sectores más poderosos económicamente y a la vez la lentitud para recomponer ingresos de sectores sociales, darles algunos beneficios en el tiempo y no dudar en ajustar sobre ellos. 

Macri por el informe que se publicó, es claro entiende lo que pasa en el Estado, la economía y la infraestructura, pero ¿entiende qué le pasa a la gente?

No sabemos qué pasa por su cabeza, más luego de contradecirse en tantas propuestas que hizo.

Pero si cree que el aumento de la actividad de las grandes corporaciones, alguna vez va a derramar en la sociedad, se equivoca.  Más de dos décadas, miles de millones de dólares fugados e incluso los Panamá Papers de los cuales es parte el presidente, le demuestran que eso no pasa, que la renta excedente las grandes empresas no las reinvierten, la dolarizan y la sacan del mercado local fugando las divisas.

El empleo, la distribución de la renta y el aumento de la actividad económica local, que explica  una buena parte del PBI, es sobretodo de pymes productoras y comerciales pese a estar muy lejos en facturación con respecto a corporaciones. Y a las pymes por ahora sus medidas, en el mejor de los casos las tiene en recesión y en el peor, las está quebrando.

Macri conoce el estado del Estado, pero ¿conoce el estado de la Nación?

 



Etiquetas:   Economía   ·   Gobierno   ·   Sociedad   ·   Crisis Social   ·   Mauricio Macri

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
18023 publicaciones
4593 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora