Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Periodismo   ·   Lectores   ·   Escritores   ·   Psicología   ·   Trastorno de Personalidad   ·   Psicoterapia   ·   Psicoanálisis   ·   Tratamiento Psicológico   ·   Psiquiatría   ·   Psicopatología



La Cumbre de las mariposas monarca y el chorizo toluqueño


Inicio > Política Nacional
21/02/2014

802 Visitas



Después de la celebración de la Cumbre de los jefes de Estado de Norteamérica, celebrada en la ciudad de Toluca capital del Estado de México, necesariamente corresponde el análisis de los acuerdos establecidos en la misma.


Porque una cosa es la expectativa natural que causa este tipo de eventos y otra muy diferente, los resultados que realmente se alcanzan, de entrada porque con el poco tiempo que duro la cumbre, es imposible pensar que se puedan abarcar todos los temas trascendentes de la relación bilateral.

Hay que apuntar que en el previo de estos encuentros, la diplomacia de los tres países elabora una agenda, en la cual se definió que puntos habrían de tocar los Jefes de Estado, cuales le corresponderían a cada quien y cuales definitivamente se omitirían.

Esta rigidez impone por supuesto que el formato y el tiempo, reduzcan la posibilidad de una verdadera discusión, independientemente de que los mandatarios nunca estuvieron realmente solos.

Se supone que uno de los objetivos principales de este tipo de reuniones, más allá de las coyunturas especificas de trabajo, lo que pretende es fortalecer los lazos personales entre los mandatarios.

Al final de cuentas en la relación trilateral cotidiana, son los funcionarios de segundo y tercer grado los que se interrelacionan y resuelven, mas aun considerando la intensa dinámica que eso supone.

De cualquier manera, lo que platicaron Enrique Peña Nieto, Barack Obama y Steven Harper en la intimidad, se quedara entre ellos, al igual que los efectos tangibles de esa charla.

De tal suerte que cuando se realizo la conferencia de prensa conjunta, la  relatoría de los acuerdos genero una especie de desilusión, ante la ausencia de anuncios espectaculares.

No se tocaron públicamente los temas torales, como por ejemplo la seguridad, el espionaje telefónico, la migración, el Tratado de Libre Comercio y tal vez el más esperado, relacionado con la aprobación en México de la Reforma Energética.

Salvo por la felicitación genérica conjunta realizada Barack Obama y Steven Harper a Enrique peña Nieto, por la aprobación de las Reformas que su gobierno impulso.

Visto así, daría la impresión de que la esencia de esta Cumbre estuvo más cerca de la coyuntura económica, destacando los acuerdos en esa materia, como el establecimiento del Programa Viajero Confiable.

Adicionalmente la simplificación y armonización de los trámites aduaneros, sin dejar de lado el intercambio de información y coordinación para evitar el lavado de dinero.

También sobresale que se buscara fomentar un mayor intercambio académico para que más estudiantes mexicanos, puedan acudir a Universidades estadounidenses y canadienses.

En materia de medio ambiente, los tres países acordaron fortalecer la conservación de la mariposa monarca, especie que tiene presencia en toda Norteamérica.

Por supuesto que sin demeritar su importancia, el punto respecto de la mariposa monarca, se convirtió en el detalle de la cumbre, tanto como el que el Presidente de los Estados Unidos Barack Obama, lamentara no haber podido probar el chorizo toluqueño.

En otro sentido, Barack Obama no pudo rendirse a la tentación de aprovechar el foro, para hablar de política internacional, respecto de los acontecimientos en Venezuela y Ucrania, que evidentemente le preocupan más que los puntos que se plantearon para esta Cumbre.

Por lo que en conclusión habrá que entender que esta Cumbre, transito en un esquema de cortesías diplomáticas, en la formalidad del cumplimiento de un calendario de reuniones agendadas previamente.

En la que llamaron más la atención los denominados detalles de color, que los asuntos de fondo, lo cual no significa un fracaso, porque de origen así estaba planificada, aunque por otro lado los aparentes beneficios no parezcan tener un gran impacto.

Los temas importantes seguirán su curso, incluso sin la necesidad de la realización de este tipo de eventos, su resolución no depende pues de este tipo de escenarios.

 

La decisión de Cuauhtémoc Cárdenas.

Aunque en un principio el mismo había descartado la posibilidad, desde los círculos más cercanos al Ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas, se ha sugerido que el líder moral del perredismo esta revaluando volver a dirigir al Partido de la Revolución Democrática.

Cárdenas es por su calidad moral e integridad, el único capaz de articular en torno de su liderazgo a las diversas tribus que integran esa fuerza política, además del beneficio de la unidad, su sola presencia significa y mucho.

 

twitter@vazquezhandall 





Etiquetas:   Barack Obama   ·   PRI   ·   Gobierno   ·   Enrique Peña Nieto   ·   Estados Unidos   ·   México

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Los más leídos de los últimos 5 días

Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
18758 publicaciones
4730 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora