Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Salud   ·   Coronavirus   ·   Sociedad   ·   Trabajo   ·   Innovación   ·   Vida   ·   Periodismo   ·   Escritores   ·   Lectura   ·   Salud Pública



De la recuperación y los olvidos.


Inicio > Política Nacional
30/09/2013

808 Visitas



Los políticos, como los demás seres humanos supongo, tendemos a olvidar asuntos importantes en cuanto nos llega una buena noticia. Pensamos que todo está hecho ya, que ya nos tocaba a nosotros algo bueno y nos olvidamos que aún quedan cosas que arreglar. La alegría claro, dura hasta que nos damos de bruces con la auténtica realidad y de que en verdad nada está tan bien como nos habíamos imaginado.


Esto es lo que debe de pensar el Gobierno español a la luz de los buenos datos macroeconómicos que recientemente han salido a la luz: prima de riesgo en mínimos, bolsas al alza, superávit en balanza de pagos, déficit inferior al que se había calculado y buenos augurios sobre el final de la crisis y del comienzo, lento pero exultante, de la recuperación económica.

Pero la realidad micro, la realidad de los ciudadanos de a pie es otra: con índices de paro del 25% y de paro juvenil superando el 50%, la recuperación real está lejos. Un buen profesor e inversor experto me dijo en una ocasión, como en una clase magistral de ciclos económicos, que la recuperación macro precede a la micro y que con las medidas adecuadas es cuestión de poco tiempo que la recuperación real llegue a los ciudadanos. Sin embargo, el Gobierno desoye la necesidad de continuar con reformas que impulsen el mercado laboral, medidas fiscales necesarias que alivien a las pymes y que de una vez por todas incentive el consumo privado. ¿Cómo va a recuperarse nuestro país sin atender a los parados? ¿Cómo pensamos volver a consumir si no tenemos trabajo? ¿En qué tipo de generación perdida desembocará la juventud española?



No, la recuperación exige no olvidar lo importante, no celebrar lo exiguo, y ser conscientes de que sin un tijeretazo real a las muchas administraciones e instituciones públicas que sobran  y una apuesta por las empresas y autónomos de este país, la recuperación de la crisis no será más que un espejismo. De nada valen promesas ad aeternum. Necesitamos hechos. Y los necesitamos ya.

Etiquetas:   Economía   ·   Política

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Los más leídos de los últimos 5 días

Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
19546 publicaciones
4885 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora