Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Quintana Roo   ·   MORENA   ·   PRI   ·   PAN   ·   México   ·   Periodismo   ·   Lectores   ·   Escritores   ·   Andrés Manuel López Obrador   ·   Pobreza



Si es peronista o quiere cambiar


Inicio > Comunicación
04/08/2013


2093 Visitas



En el peor escenario electoral de estas Paso, los peronismos seguirán siendo mayoría y el Kirchnerismo, aún haciendo una mala elección, seguirá teniendo mayoría también, segura en diputados y probable en senadores. 




Si contamos el último periodo democratico, los peronismos, son los que más gobernaron y si contamos toda nuestra historia democrática, también gobernaron buena parte de ella. Tienen el justificativo, podrán culpar :dictaduras que interrumpieron la institucionalidad (de la primera fue parte Perón como Capitán), a partidos conservadores y de derecha del siglo pasado, al socialismo que también fue gobierno o al radicalismo, pero lo cierto, es que el resultado, socio-económico, de crecimiento y desarrollo que hoy tenemos (muy por debajo de las posibilidades de este país) es mayoritariamente también, responsabilidad de ellos.

Los peronistas son, los que más gobernaron.

El dibujo político- partidario (lo ideológico se va a desprender de esto) que vemos a días de las Paso, que por otra parte va a ser similar, en las elecciones legislativas, solo que más limpio (y también de cara a las presidenciales de 2015), es que las posibilidades de elección de candidatos, es de candidatos peronistas. 

En la provincia de Buenos Aires, que tiene la mayor cantidad de votantes del país, hay tres ofertas peronistas (al menos) contra una frentistas que incluye a radicales y otros partidos y dos de Izquierda (representativas) En la Ciudad de Buenos Aires, que siempre fue adversa al peronismo, hay dos, una la del Kirchnerismo y otra la del PRO, que aunque no se sientan muy peronistas, anticiparon unirse a Massa (osea a un peronismo) En el resto de las provincias, salvo excepciones, se reproduce esta ecuación.

Ahora, ¿puede cambiar algo, cuando no importa lo que se vote, no cambia el partido, ni los aparatos?

Aparato, lo que se dice aparato, solo tiene el peronismo, mejor sería decir, los peronismos, porque ninguno por separado (kirchnerismo, PJ Disidente, PJ Federal , Massismo o Sindicalismo)  tiene todo. Por eso convierten a cualquier acto electoral, en una interna partidaria, hacen bulto, suman frentes y ofertas, pero luego para ganar una elección presidencial, cualquiera de ellos, depende del mismo aparato. Pero no solo los peronistas, Macri con el PRO, solo se afianzó en la Ciudad, hizo pie en Santa Fe y ahora va por sacar algo en Córdoba, que le permita negociar en el futuro ¿negociar qué? el resto del aparato, del mismo aparato.

Solo el Kirchnerismo en este caso, no depende del aparato, porque en realidad, siendo gobierno y teniendo la caja, es quien lo sostiene. Pero como hasta el momento no tiene re-re elección, no puede accionar, si la tuviera asegurada, ni se discutiría acerca de quien va a usar el aparato en 2015.

Digo hasta el momento, porque aunque la sociedad, en particular los que de ningún modo van a votar al kirchnerismo, ponen muchas expectativas en estas elecciones, la realidad indica, que el "poder" legislativo va a cambiar muy poco (voten el peronismo que voten y aún votando algún otro frente) porque en las elecciones de 2009 le fue muy mal al oficialismo y es poco lo que renueva. Ejemplo En la provincia de Buenos Aires,  el kirchnerismo renueva 10 bancas (porque perdió 2) y con un 30% de los votos lograría 11. En Capital, sólo renueva una la de  Heller, y si llega al 20% podría alzarse con hasta 3 diputados. Esa situación es similar en diversos puntos del país, donde en 2009 los números del kirchnerismo fueron muy bajos.

En este momento, los peronistas de los diferentes bloques (contando también los aliados kirchneristas que no son peronistas, pero parecen) suman 166 diputados. En el peor escenario, el resultado de las elecciones 2013 podría llevar ese número a 168. En el Senado la situación es diferente, porque se renuevan las bancas electas en 2007. En la actualidad el peronismo tiene 49, una más de los dos tercios de los miembros.

Aún en el peor escenario, los peronismo pueden reunir dos tercios y hacer por ejemplo una reforma constitucional. Ahora, ¿todos los peronismos apoyarían a la presidenta en eso? 

De todos modos, si los peronismos no apoyan a Cristina en su gesta re-re eleccionistas (para no detener la revolución) le quedan otras alternativas, que aunque a muchos les parezcan lejanas, podrían suceder. No habría que descartar:  desde intentar ampliar el número de miembros de la Corte, a la convocatoria de una constituyente por decreto (sucedió en Nicaragua), a una ley no vinculante , que la Legislatura bonaerense ya aprobó y que permite llamar a un plebiscito por una cuestión menor, que implica de hecho una reforma constitucional (como hizo Néstor Kirchner, para seguir en el poder en  Santa Cruz). Y por otra parte, cuenta con apoyo reeleccionista manifestado,  de varias provincias.

Pero ¿qué importan las provincias hoy, si los que mandan son los intendentes? del Conurbano por supuesto.

Un intendente, el de Tigre, pateó el tablero (o juega a ser opositor, pero no lo es) y puso en primera plana, por sobre los gobernadores, a estos líderes municipales. Y la presidenta, como alternativa, qué hizo, postuló a otro intendente, el de Lomas. Sin embargo, esta supuesta fortaleza municipal, haciendo valer, los mayores distritos electorales del país y que estos municipios, tienen más votantes que toda una provincia, en la vida real, no es tan así. Si Scioli hubiera cedido a las presiones, que no lo hizo, aunque por su "embarazo con el modelo" así  se ve, y se hubiera postulado como le pidieron, de seguro era el uno de la provincia. Pero lo cierto, es que tanto Scioli, que hoy paga tranquilo sueldos y aguinaldos y todos los intendentes del Conurbano, dependen de la caja de la Nación.

Scioli es más candidato a 2015, sin hacer nada, solo acompañando, que si hubiera competido , dentro o fuera del kirchnerismo.

El aparato comunicacional oficialista y los voceros de siempre del kirchnerismo, se desdicen de sus maldiciones a Scioli y este ignora, confía o no le importa, es dificil saberlo, que el gobierno, después de estas elecciones, puede intentar reformar y reelegir a Cristina en 2015. 

La sociedad pide cambios, en particular en las formas, porque al fondo parece que se acostumbró. Y los candidatos de todos los frentes y partidos, al menos desde la comunicación de campaña, le ofrecen esos cambios. Los mensajes publicitarios, hablan de "unir" "moderar" "aceptar la diversidad" "buscar el equilibrio" "no confrontar" .Ofrecen cambios de modales, el oficialismo, desde la misma selección de candidatos, como Filmus, Insaurralde y Scioli haciendo campaña. Y los Opositores (o seudo-opositores) con sus discursos y sus mensajes de campaña. Pero además la Oposición propone cambios en el modelo y algunos como el caso de la Izquierda, directamente, cambiar el Modelo.

Ahora, si analizamos, más allá de lo que la gente vote, este mes y en octubre, desde la misma oferta electoral, la mayoría (peronista) solo proponen cambios de forma y apenas si critican el fondo. 

El fondo es el problema.

Instituciones, coparticipación federal (y también municipal directa), diseño electoral, frentes de un mismo partido divididos, primero compitiendo y después juntándose en un mismo aparato, todo lo estatal y gubernamental, está hecho para el peronismo.

Llegando al final de esta nota, no suscribe estas palabras, un simio adulto y de gran porte, no se trata de "gorilismo" si no de coherencia. 

Si tantos años gobernaron peronismos, y sus modelos, nos dan este resultado, si no es por beneficios personales, ¿porque hacen esta ingeniería de poder, en la que solo peronistas pueden llegar a gobernar? 

Quizá este análisis les produzca impotencia a muchos (que no son peronistas) pero no es más que citar hechos de la realidad, de esta realidad y de la que vendrá.

Hay que desmitificar al peronismo primero, para poder entender después. 

Si hoy claramente, luego de otra década peronista, los ganadores del modelo, siguen siendo las corporaciones. Si el BCRA, no pudo capitalizar en reservas, ni siquiera un 10% de las divisas que ingresaron al país estos diez años. Si los pobres siguen siendo pobres y son más que antes en cantidad, solo que están asistidos, con planes, que salen de los impuestos, que pagan los mismos pobres y los sectores medios. Si la misma presidenta cita como avance y crecimiento que "donde solo había vacas, caballos y dulce de leche, ahora se fabrican lavarropas" Si a la vez dice que "los números no le cierran (a los críticos) porque si la inflación se lleva todo, ¿con qué se compran los autos, las casas, se viaja afuera...?"

El récord de ventas de autos en el país, no llegó al millón, en 2011 el mejor año y somos más de 40 millones.

Las casas, sin saber a qué plan de viviendas se refiere, las del sorteo (cuando el acceso a la vivienda es un derecho) todavía se cuentan de a miles y a los créditos hipotecarios, solo acceden sectores medios altos y altos.

Es verdad si, que se fueron muchos afuera estamos deficitarios este 2013 en la balanza turística, porque Miami cuesta más barato que Mar del Plata y Esquiar en Chile, la mitad que en Bariloche. 

Algo noventista la apreciación presidencial. 

Podríamos citar aquel informe del BCRA, en el día de los tres años de promulgada la ley de medios, que la presidenta para rebatir a Clarin de que "no había cepo cambiario" nos contó en su discurso, dijo " en los 90 década de las buenas señales, las multinacionales giraron a sus países U$S18.000 millones, mientras que de 2003 a 2011 el monto de giro fue de U$S 46.000 Millones..."

Cristina no recordó ( o no quiso recordar) que a final  en los 90 las Reservas del BCRA eran de U$S36.000 Millones, osea el doble de lo que las corporaciones se llevaron del país y que hoy son de U$S 37.600 Millones.

El Central está completando el ciclo, con casi U$S10.000 millones menos, que lo que ganaron las grandes empresas y lo alarmante, es que las reservas, siguen cayendo.

Si el peronismo, los peronismos dicen que "son el partido de los pobres y los trabajadores" poco hicieron todos sus años de gobierno por ellos.

Hay dos elecciones Paso, una Legislativa y una presidencial por delante y la sociedad tendrá estas cuatro oportunidades, para demostrar si es peronista o si quiere cambiar. 











Etiquetas:   Elecciones   ·   Cristina Fernandez de Kirchner   ·   Turismo   ·   Néstor Kirchner   ·   Daniel Scioli   ·   Banco Central   ·   Peronismo

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
18024 publicaciones
4594 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora