Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Mauricio Macri   ·   Devaluación   ·   Cristina Fernandez de Kirchner   ·   Inflación   ·   Crisis Económica   ·   Utopias   ·   Emigración   ·   Dignidad   ·   Machismo   ·   Valores



La misma mayoría .


Inicio > Política Nacional
31/07/2013


1073 Visitas



La posibilidad de una transformación instantánea no es tan lejana como todo lo hace suponer. Aun con el complejo hilo de invisibles dependencias , los miembros del congreso,  están relativamente sensibilizados con la atmósfera de entendible desconfianza y creciente descontento de la gente. 




Toma poco suponer que cualquier individuo cuya plataforma laboral enfrente la amenaza de extinción , encontrara la forma de adaptarse para ser una opción valida de los nuevos tiempos, pero alguien debe golpearles la puerta. 





El traumático experimento militar que cambio de golpe la realidad del país de la noche a la mañana , fue muy bien aprovechado por quienes tenían intenciones menos altruistas, y en algunos emblemáticos casos, hasta egocéntricas y egoístas. 





Las transformaciones sociales, suelen tener una velocidad proporcional al impacto que ocasionan en la red de convivencia ciudadana, argumento que con brutal hipocresía, a menudo emplean quienes promovieron, apoyaron y aprovecharon las "bondades y la conmoción del golpe" para bloquear el imperatvo de reformas. 





Las instituciones son por definición dinámicas. El espíritu que genera por necesidad la creación de cada una , incluye un mecanismo de adaptación que las haga evolucionar al mismo rítmico paso de tecnologías y la nuevas generaciones. Sin embargo,  el moto de las transformaciones durante el dictado de LA JUNTA , todas substanciales,  fue el desprecio por la obligación de flexibilizar los bandos, barriendo de antemano asi , cualquier posibilidad de cambiar sus caprichosos cambios. 





En la practica, la única vez que los herederos del cambio de golpe hablan de flexibilidad , es cuando se refieren al prostíbulo de leyes laborales engendradas por Jose Piñera, y que borraron de súbito,  conquistas legitimas acumuladas por décadas de luchas con el sudor , el dolor y  la sangre de estudiantes universitarios, periodistas y trabajadores. Suena majadero volver a insistir en la imposibilidad de cambiar con la RAZON , lo que se ha cambiado con la fuerza. Suena anacrónico también , gracias a dios (el de c/u).  La revolución armada, irónicamente,  porque lo único bien armado que registra la historia de Chile, es la prevención y represión reaccionaria de revoluciones.  





Es en la capacidad de transformar en económico o social, el actual falso dilema político, donde se funda el primer paso a la estabilidad democrática y el futuro de oportunidad para las nuevas generaciones. 





Un cambio del binominal o cualquier otro cambio promovido por los mismos que se opusieron por décadas , es sencillamente,  una abierta penetración del dedo en la boca de la gente. 





Anárquico como parece, solo sorprende a quienes por confusión , buena voluntad, o ignorancia,  postergan la sublevación,  que al fin y al cabo, es la única que puede impedir la eternidad de "las investigaciones" y la caravana interminable de los fraudes y los abusos de la propiedad y el consumo.





Nos hemos quedado sin alternativa. La sola esparcida sensación que ES el brote producto de los estertores del golpe, la única vía disponible. Con dos candidatas de cuna uniformada . discutible liderazgo y salarios fiscales para crecer y vivir el Las Condes toda una vida. Eso es triste muestra de la angustiante inmoralidad en la que se desenvuelve el porvenir del país y la esperanza de la gente de trabajo. 





El capitalismo lejos de ser el responsable , parece ser en estas circunstancias, la única aparente solución de un territorio saturado de ladrones con cuello y corbata. No existe en el Pentágono jurídico actual, la claridad que permita hacer eficientes o responsables los fallos judiciales en todo tipo de mayúsculas estafas, opinion de muchos jueces. 





Si bien el conservadurismo neo liberal se caracteriza por una aversión a las regulaciones y la autoridad económica del Estado, lo que nosotros vivimos es otra cosa, es una total destrucción del rol fiscalizador y contralor, de un Estado reducido a un talonario de cheques para financiar la represión y bien montados negocios. Como los prestamos universitarios, las concesiones carcelarias, las obras publicas, los subsidios, y un sin fin de otros servicios empresariales que no cubren los fondos de retiros malversados por las AFP's. 





Lo que haga Longueira o lo que diga Escalona y Carlos Larrain, son solo parte de una permanente cortina de humo destinada a distraer la aparición de un periodismo que publique hasta el final, el escandaloso desfile de consecutivas estafas, donde las víctimas, no se distinguen por el color  político sino por el tamaño de sus bolsillos. La madeja de ambigüedades que termina con criminales en libertad o condenados a insólitas clases de ética , es una inconfundible muestra que el consumidor ha quedado ha merced de bandisos y en un terreno de nadie. 





Que la improbidad, la atroz mala calidad de los servicios, la impunidad para ex-ejecutivos' , la obscenidad de los intereses y las multas , el disparate de los precios, la evasión tributaria, siguen siendo menos importantes que el ilegitimo poder que detentan, con invisibles excepciones,  los buitres de la actualidad.  

En el genero humano, cualquier cambio en realidad , antes de buscarse afuera, debe encontrarse adentro. 





Lo primero es entender que el comunismo mas allá de ser una discutible elaboración intelectual que garantiza pluralidad, es lejos una amenaza para un país que gracias, o a pesar de las circunstancias, valora la existencia de la propiedad privada y la democracia de los medios de producción. 





Asociar el capitalismo con el desarrollo de tecnologías digitales sin embargo, es un error, nada de actual mercado global tendría oportunidad de existir sin la concentración manufacturera de los billones de brazos comunistas orientales.





Nuestra obligación es responder con interés a los problemas que enfrentan aquellos que se ven en un espejo que refleja a los millones al poniente de la Plaza Italia. Ellos tienen porque pagan impuestos, el derecho a esperar un Estado solidario que les apoye no solo en la educación , pero mas que nada en la legislación que los haga respetables. El cambio se acerca, y con el los anticristos y los vendedores charlatanes. Es ahora cuando se debe pensar el porque no hemos estado pensando. El porque hemos dejado que nos dividan en esto o en en lo otro. El porque aceptamos mansos que nos roben. El porque asuntos delicados como la educación , la salud, la previsión, la pesca, el litio, los derechos mapuches, tengan que encontrar tribuna en las calles y los tribunales y no en La Moneda o los salones semi vacíos del Congreso Nacional. 





Si hay que doblar, pues doblemos. si hay que apoyar una marcha estudiantil para fijar una posición inequívoca a la autoridad, pues apoyemos uno. Si hay que conversar de dejar de pagar a los abusadores, pues conversemos de eso. Pero hagamos algo. no se trata de desabilistizar nada bueno, mas bien de asegurarnos que no lo mate lo malo. No hay nadie en el gobierno o la oposición política, que no sepa que este saqueo lo permite la Constitución de uno y del ochenta.  Y eso no encontrara apropiado apoyo de transformación por la vía racional, sin una manifestación organizada de los consumidores chilenos.                   



Etiquetas:   Educación   ·   Movimientos Sociales   ·   Constitución   ·   Participación Ciudadana   ·   Asamblea Constituyente   ·   Elecciones Presidenciales

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
18435 publicaciones
4673 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora