Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Empresas   ·   Escritores   ·   Periodismo   ·   Lectores   ·   México   ·   Economía   ·   Libros   ·   Lectura   ·   Sociedad   ·   Poesía



Principios económicos básicos: producir a partir de la especialización y la colaboración.


Inicio > Economía
29/04/2013


1148 Visitas






Seguiremos analizando la economía de Jauja, una economía simple formada por cuatro personas, que nos permite deducir los principios que tendría de cumplir una economía sana.

 

En los tres principios deducidos hasta el momento hemos constatado que   nuestros cuatro protagonistas tendrían que producir, de forma sostenible, bienes de consumo y invertir tiempo en fabricar bienes de producción para conseguir incrementos de productividad que mejorasen su bienestar.

 

 

La próxima pregunta que  nuestros protagonistas tendrían que plantear-se  sería: ¿Como producir?

 

 

Nadie plantearía ninguna objeción en usar la tecnología disponible que permitiese un mejor rendimiento de las horas de trabajo dedicadas a la producción pero quizás sí que se plantearían  dudas ante estas dos opciones:

 

·

Etiquetas:

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

2 comentarios  Deja tu comentario


Victor Prat Serra, Economía y Empresariales Gracias Néstor por tus comentarios pero creo que no estarás de acuerdo con el próximo principio que plantearé. De todas maneras espero que sigamos en contacto.


, Buen trabajo Víctor.
El problema de nuestra sociedad no es la propiedad privada, salvo porque no es completa: No ha sido declarada aún la más importante de ellas.

Cuando los excedentes que cada uno produzca sean propiedad privada, es decir cuando las relaciones laborales vuelvan a su idea original, la sociedad terminará con la decadencia, la pobreza, el hambre, el desposeimiento, las enfermedades, el crimen, y los cruentos ataques del terrorismo internacional..

Antes, cuando uno hacía una silla cobraba por una silla. Cuando hacía dos, cobraba por dos sillas.

Desde la revolución industrial el trabajo se remunera por el costo y no por el precio, haciendo que la principal propiedad (la del esfuerzo extra y la creatividad desarrollada) sea quitada.

La actual doctrina social, en su vano intento de resolver ese problema, aisló esa diferencia que quedaba en manos de los empleadores, pero en lugar de adjudicarla a sus dueños, institucionalizó el despojo.
Hoy los Estados confiscan la tercera parte de las ganancias de todas las empresas, que no es otra cosa que la propiedad privada de los excedentes del personal de esa empresa.

Urge una modificación sustancial de las relaciones laborales haciendo que ese dinero, llamado eufemísticamente Impuesto a las Sociedades, sea reintegrado a sus legítimos dueños: el personal propio y de terceros de cada empresa.

Hay un libro que evalúa el proyecto en todos sus aspectos e incentiva a quienes se sumen a él:





Los más leídos de los últimos 5 días

Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
22523 publicaciones
5325 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora