Solía sonreír

 

Solía sonreír antes que mi cerebro

se llenara de pensamientos

cuando había mas sentir de lo afectivo

y menos de lo cognitivo.

Solía sonreír cuando creía 

que la perfección si existía

y que el dinero ahora tan estimado

no me era si no menos que un juguete.

Solía sonreír cuando todo era nuevo

y no veía esa rutina 

que poco a poco 

me convierte en viejo.

Solía sonreír

y ahora decido...

seguir sonriendo.

UNETE



Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

  • linkedin facebook twitter
  • ©reeditor.com
  • Todos los derechos reservados
  • Avisos Legales