Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Poesía   ·   Pandemia   ·   Andrés Manuel López Obrador   ·   Internet   ·   Periodismo   ·   Lectores   ·   Política   ·   Políticas Sociales   ·   Escritores   ·   Censura



Yo acuso


Inicio > Política Nacional
20/02/2012


1381 Visitas



El lacónico titular de este artículo no implica que éste que les escribe acuse directamente a nadie aunque le gustaría. Este es el título con el que el genial Emile Zola escribió un alegato a favor del capitán Alfred Dreyfus en uno de los casos más flagrantes de antisemitismo y maldad premeditada en pro de la “Razón de estado” y que tuvo su representación gráfica en el gran cuadro “El ultraje de Zola” de Henry de Groux.


Si es usted una persona inteligente (y sé que lo es) verá que es un hecho histórico comparable a lo ocurrido en fechas recientes con el juez Baltasar Garzón. Además las similitudes entre ambas situaciones son más que sorprendentes. Presten atención.

Al capitán Dreyfus, de ascendencia judía, le acusan de espiar en favor de los alemanes y le declaran culpable pese a las evidentes pruebas en sentido contrario y le envían a cumplir condena en una isla cercana a la Guayana Francesa por mor del beneficio del estado. Por contra Esterhàzy, el verdadero traidor e informador de los alemanes, es absuelto con las felicitaciones y parabienes de los sectores conservadores y chovinistas de la sociedad francesa.

Sea usted de derechas, de izquierdas, de centro o anabaptista estará de acuerdo en que las similitudes son evidentes y palpables. Si bien en este caso no han enviado al reo a cumplir condena de trabajos forzados han conseguido destrozar su carrera judicial y menoscabado su prestigio profesional mientras los caraduras corruptos (muy elegantes, eso sí) salen libres pese a las abochornantes conversaciones escuchadas por cualquiera que preste atención a los medios de comunicación.

Supongo que para algunas mentes pacatas de las que abundan en nuestra especie todo este asunto se reduce a un caso de colores y tendencias políticos en el que el bueno es el afín y el malo el adverso o sea, rojos contra fachas, derecha contra izquierdas y cosas por el estilo. No se tendrá en cuenta el aspecto ético y un tanto irónico que ofrece el hecho que un juez que iba a meter en la cárcel a una caterva de mangantes que han hundido a toda una comunidad autónoma hipotecándola hasta el punto de tener el mismo coste no celebrar que celebrar algunos acontecimientos deportivos, (véase la Fórmula 1) acabe en el exilio judicial.

La ironía de todo esto es que en la sentencia decía textualmente: “No pudiéndose demostrar el delito de prevaricación”. O sea que lo declaran culpable y lo condenan de un delito que los mismos jueces admiten que no ha cometido, resumiendo todo con mis limitadísimos conocimientos en materia legal. Es decir, no se compre usted un cuchillo de cocina porque puede ser que le acusen de asesinato por llevar un arma blanca.

Para terminar y cambiar radicalmente de tercio, ¿quién le iba a decir a usted el 20 de noviembre mientras ilusionado con el cambio ponía sus papeletas del Partido Popular en las urnas que el resultado de eso sería que si su jefe decide ahora despedirle le sería mucho más barato y sencillo que hace un par de meses y encima sin darle explicaciones?. Por si las matemáticas no son su fuerte si una persona cobra mil euros mensuales y lleva diez años trabajando en una empresa, despedirle con el sistema anterior hacía que se le indemnizara con 15.000 €, con este sistema sólo 6.700 €. ¿Da que pensar o no?

Hugo Roig Montesdeoca, escritor y miembro del PSOE de Telde.



Etiquetas:   Política

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Los más leídos de los últimos 5 días

Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
21028 publicaciones
5179 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora