La Familia Burrón

“Producto de un excelso don . . .” 

 

. . .” 
 

Pido a damas y a señores

que le rindamos honores

a un mexicano afamado,

por el mundo renombrado.

 

Don Gabriel Vargas Bernal,

hombre de ingenio genial,

ser pensante, puro artista,

dibujante, historietista.

 

Para el gusto de la gente,

forjó la idea en su mente

de “La Familia Burrón”,

tan famosa en la nación.

 

Crítica excelsa en humor,

de muy popular color,

plasmada en una revista

bien agradable a la vista.

 

Entintados ejemplares

de ilustraciones impares,

narración extraordinaria

más real que imaginaria.

 

Bajo el lenguaje del barrio,

el texto, léxico vario,

“capirucha” capital,

retrato sensacional.

 

De popular vecindad

tan llena de amenidad,

que ve en papel reflejada

su carencia esperanzada.

 

Mis recuerdos son sinceros,

ahorraba algunos dineros

en pos de hazaña genuina,

ir al puesto de la esquina.

 

Cierto día de la semana

por la lectura más sana

de magna publicación

que guardo en mi corazón.

 

Cómo olvidar el relajo

en el “Callejón del Cuajo”,

sueños, retos y avatares,

alegrías tras los pesares.

 

De la “Borola Tacuche”,

de monerías un estuche

la maravillosa “güera”

que, de todo, hacía una guerra.

 

Muy bien emperifollada,

con sus “joyas” tan forrada,

a “Don Regino Burrón”,

leal, paciente, un Señorón.

 

Peluquero del decoro

su negocio el “Rizo de Oro”;

“Macuca”, hija consentida,

la “Pecocha” preferida.

 

“Reginito”, hijo educado,

“El Tejocote” apodado,

formado, así, en la “Academia”,

la formalidad se premia.

 

“Foforito”, hijo adoptado

a la música apegado,

perro “Wilson” de la casa,

el de indescifrable raza.

 

Los quise, poquito a poco,

al “Tractor Floro Tinoco”,

a “Susano Cantarranas”,

pepenar, libar con ganas.

 

Al “Príncipe del desgano”

“Avelino Pilongano”

con su mamá “Gamusita”,

linda, tierna viejecita.

 

A la muy “Bella Bellota”

de hermosura que se nota,

a la gran “Boba Licona”

que por nada desentona.

 

Tan solo cité unos cuantos

de esos “monos”, pues, son tantos,

podrán verse en “Wikipedia”

o en alguna enciclopedia.

 

¡Ay, “La Familia Burrón”!,

lectura de tradición

que inició, según se cuenta,

antes del año cincuenta.

 

Mediados, siglo pasado,

que tanta alegría ha brindado

con los variados bagajes

de múltiples personajes.

 

Caras de la clase media

baja, comic comedia

de típica sociedad

desnudada sin piedad.

 

En los más de mil seiscientos

capítulos, hoy cimientos

de nuestra cultura urbana

cada vez tan más lejana.

 

Autor: Lic. Gonzalo Ramos Aranda                                                          

Ciudad de México, a 25 de mayo del 2021

Reg. SEP Indautor No. (en trámite)

UNETE



Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

  • linkedin facebook twitter
  • ©reeditor.com
  • Todos los derechos reservados
  • Avisos Legales