Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Poesía   ·   Andrés Manuel López Obrador   ·   Naturaleza   ·   Ecología   ·   Lectores   ·   Escritores   ·   Periodismo   ·   Alimentación   ·   Alimentos   ·   Corrupción



De esta nadie va a quedar atrás, nos van a freír a impuestos


Inicio > Política Nacional
06/07/2020


200 Visitas



No es que lo diga yo, lo dijo Pedro Sánchez, hay que aumentar la recaudación fiscal porque las cuentas no cuadran y el Estado necesita dinero. No hace falta saber nada de economía, como le sucede al presidente, para comprender que ante la crisis que estamos sufriendo hace falta reducir el gasto público, que ha sufrido un aumento desbocado y aumentar la recaudación fiscal. Es cierto, el Estado está canino y necesita más dinero procedente de nuestros impuestos.


Pero no se dejen engañar porque hay dos maneras de recaudar más, crear empleo para que sean más los ciudadanos que consuman y paguen impuestos y así aumente la recaudación fiscal por la vía de los impuestos indirectos y el IRPF o seguir la suicida política de subvenciones y freír a impuestos a los que trabajan. ¿Qué cómo es eso? por si no me he explicado con claridad se lo cuento, coger el dinero de la gente que trabaja para dársela a la que no trabaja, que supongo que explicado así queda meridianamente claro, que es una política suicida imposible de sostener.

A pesar de la campaña emprendida por Pedro Sánchez, no es cierto que la crisis sanitaria que sufrimos atacara por igual a todo el mundo, la epidemia no se comportó simétricamente, quien hizo los deberes sufrió el coronavirus de una manera y nosotros, que tuvimos alrededor de 44.000 muertos la hemos sufrido de otra, el hecho de que nuestro Gobierno reaccionara tarde y mal consiguió que nuestra mortalidad fuera la más alta del mundo, creo que no puede haber argumentación en contra.

Tampoco la crisis económica ha afectado por igual a todas las economías, no es cierto que Europa haya sufrido por igual esta crisis, nosotros sufriremos una crisis brutal a cuenta del descabellado confinamiento que llevó a cabo Pedro Sánchez cuando, al no poder controlar la epidemia, nos encerró a todos, sanos y enfermos y con ese encierro condenó a muerte a nuestra economía; por el contrario otros países saldrán bastante bien de esta situación.

Lo que me preocupa es que parece que en lo único en lo que está empeñado el gobierno social comunista es en subir los impuestos, una medida irracional porque somos el único país de la UE que ha decidido hacer eso, los demás están por bajarlos para impulsar la creación de empleo, pero no de empleo público, que es el único que sabe crear este gobierno, el resto de Europa prefiere que sean los empresarios los que generen empleo y habría que pensar que igual tienen razón, sobre todo si comparamos los resultados.

El problema es que este gobierno no tiene ni idea de lo que hay que hacer y toma medidas que nos conducen al desastre y deben de saberlo, porque incansables nos mandan mensajes para justificar su actitud. Por ahí anda la mitad del gobierno de Sánchez explicando que tenemos un margen de unos 72.000 millones de euros y que por tanto nos pueden subir los impuestos y aquí no pasa nada porque cuando lo hagan, simplemente estaremos en la media europea. Y lo que hace Sánchez es jugar con la semántica y la economía para intentar engañarnos, confunde a propósito la recaudación fiscal en proporción al PIB con la presión impositiva que no son la misma cosa.

Se lo explico, la recaudación fiscal en España es menor porque en nuestro país “disfrutamos” de un fenómeno, la economía sumergida, que está casi en el doble de la media europea y por lo tanto los ingresos fiscales son menores, porque aquí hay un 25% de gente que gana dinero en B y no paga impuestos. En realidad los contribuyentes españoles, los que pagamos todos los años, los que declaramos, soportamos una presión fiscal siete puntos por encima de la media de Europa.  Esa cifra se da cuando se calcula la presión fiscal normativa, que es la carga del gravamen que el sistema tributario introduce en las economías al margen de la recaudación, porque digo yo qué culpa tendremos los que pagamos impuestos, de que el Gobierno sea incapaz de solucionar lo del empleo sumergido.

Nos van a freír a impuestos y no me va a escandalizar que apenas hace unos días la ministra de Hacienda con ese estilo comunicativo que le caracteriza jurara por sus muertos  - es una manera de hablar – que no le iban a subir los impuestos ni a la clase media, ni a los trabajadores o de que desde la campaña electoral que por fin llevó al poder a los socialistas, todos aseguraran que iban a subir impuestos, pero que estuviéramos tranquilos que los iban a pagar los que más tuvieran.

Por ahí no me van a coger, porque llevo media vida advirtiendo que cuando un zurdo les diga que van a subir los impuestos, pero tranqui colega que eso lo van a pagar los ricos, deben prepararse de inmediato para que les sacudan un hachazo fiscal de primera categoría. Aunque inexplicablemente haya mucha gente, sobre todo la que navega amurada a babor, que a pesar de anteriores experiencias muy amargas y recientes se nieguen a aceptarlo.

Ahí están las subidas anunciadas, aunque sea por bajini, la del IVA, que de esa no nos va a librar ni la caridad, que ahí Europa nos va a crucificar, los impuestos especiales, los verdes... y a pesar de lo que cuenten los social comunistas les advierto que la mayor parte de la nueva carga tributaria la vamos a pagar la clase media y los asalariados y vayan olvidando la milonga de que las corporaciones y los ricos son los que van a pagar esos impuestos.

Pero dejemos de lado estas cosas que ya debiera saber todo el mundo, ¿saben lo que realmente me preocupa, saben lo que me asquea? Se lo cuento, estamos fritos, no hemos quebrado gracias a las compras masivas de deuda española por parte del BCE, tenemos el gobierno más caro de la historia de nuestra democracia, nos sobran ministros, secretarios de estado y directores generales a porrillo, hemos creado una Administración del Estado cara, hipertrofiada y además inútil, tenemos el mayor déficit público de la Unión Europea,  Sánchez sabe que con las subidas de impuestos que prepara no va a recaudar ni siquiera un 10% del déficit de 2.020 y a pesar de todo ello, yo no he oído ni una sola palabra proveniente del Gobierno que se refiriera a recortar el gasto público, es más a Sánchez le preguntaron si se iban a bajar los sueldos los ministros  y dijo casi escandalizado que no y María Jesús Montero, "la farruquita" se descolgó afirmando que el Gobierno considera "populismo" bajar los sueldos de los ministros o reducir ministerios para afrontar la pandemia.

Así que el Estado necesita dinero porque se ha disparado sin medida el gasto público y al Gobierno lo único que se le ocurre es aumentar la presión fiscal normativa que sufrimos los españoles que ya está siete puntos por encima de la media europea.

Francamente creo que son unos inútiles como la copa de un pino, lo están demostrando día a día, pero que cínicamente decidan que el esfuerzo para reducir el déficit lo hagamos únicamente los ciudadanos, nos dice bien a las claras que además de unos ineptos son unos sinvergüenzas de tomo y lomo.

 

 



Etiquetas:   Impuestos   ·   Crisis Económica   ·   Europa   ·   IRPF   ·   IVA   ·   Pedro Sánchez   ·   Coronavirus

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Los más leídos de los últimos 5 días

Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
21272 publicaciones
5200 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora