Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Poesía   ·   Andrés Manuel López Obrador   ·   Cultura   ·   Crisis Económica   ·   Colonialismo   ·   Guayaquil   ·   Ecuador   ·   Libertad de Expresión   ·   Sociedad   ·   Delincuencia



Mentiras socialistas, ayudas europeas y el PP


Inicio > Política Nacional
17/06/2020


186 Visitas



No creo que haya nadie en España que no sepa, salvo los votantes socialistas, que cuando alguna cosa le sale mal a los de Ferraz, automáticamente se pone en marcha la maquinaria de la agit prop, para buscar a un culpable, porque está claro que los socialistas son incapaces de aceptar que puedan hacer algo mal.


Nada malo sucede por culpa de Pedro Sánchez, de su gobierno o de su partido. Esto es así y lo vemos todos los días; aunque a veces los social comunistas cuando ven las cosas muy negras tienden a ponerse el parche antes que la herida, que es lo que están haciendo ahora con los 140.000 millones de euros del Fondo de Reconstrucción Europea a los que aspira Pedro Sánchez.

La cantidad es importantísima, pero el narciso socialista además pretende que la mayor parte de esos fondos sean transferencias, es decir que le salgan gratis y no parece que en la UE estén por la labor de regalar miles de millones para que Sánchez y los podemitas se los gasten en eso que ellos llaman el escudo social, en lugar de utilizarlos para recuperar a las empresas al objeto de que sean capaces de crear empleo.

Los países a los que se ha dado en llamar frugales están frontalmente en contra de “transferir” ese dinero a Pedro Sánchez, de hecho están decididos a exigir una serie de condiciones muy duras y un control muy estricto de la utilización de esos fondos.

De inmediato la agit prop social comunista se ha puesto en marcha y apoyándose en las terminales mediáticas más próximas, comenzando por TVE, han decidido convencer a la ciudadanía de que si existen países de la eurozona que desconfían del Gobierno, no es porque su fiabilidad esté bajo cero tras la espantosa gestión de la crisis sanitaria, ni es que en Europa estén en desacuerdo con la filosofía que impregna el Plan de Reconstrucción de España, ni que la mayoría países miembros crean que Pedro Sánchez y su pandilla están haciendo justo lo contrario que hay que hacer para recuperar la economía, no se dejen engañar, si hay gente que desconfía es porqué hay traidores que están poniendo en contra de España a los “frugales” y esos traidores, como ya habrán adivinado ustedes, son los del Partido Popular.

En esas estaba Xavier Fortes (a) “El lechero” en los Desayunos de la 1 de TVE, intentando vender la idea. El Partido Popular estaba decidido a arruinar a España, poniendo trabas a la ayuda europea con la aviesa intención de derrocar al Gobierno, de hecho Fortes le hizo una pregunta a Dolors Montserrat, portavoz del PP en el Parlamento Europeo que resumía la idea de la “traición pepera”. Decía el Lechero: “Los países más reacios al fondo europeo son los llamados países frugales, a los que el Partido Popular Europeo está más próximo, mientras que Alemania y Francia son más partidarios de apoyar a los países que más han sufrido la pandemia como los del Sur. ¿Esto no puede perjudicar su imagen en España?"

Lo de confiar en el argumentario de Ferraz, a veces resulta peligroso, porque el presentador metido de lleno en ese periodismo de trazo grueso, impregnado de partidismo que le caracteriza tampoco es que se molestara mucho en modular la pregunta, se la soltó de hoz y coz a la popular, que con una sonrisa en los labios le desmontó hilo por pabilo el contenido de la pregunta.

Los “países frugales” son Dinamarca, Suecia, Holanda y Austria y Montserrat le ha hecho ver a los televidentes que teniendo presente que Dinamarca y Suecia están gobernadas por socialistas, lo suyo es que Pedro Sánchez hablara con sus correligionarios para que cambiaran de actitud y ya puesta a explicarse, le recordó a Fortes, que lucía una sonrisa entre marchita y avinagrada, que Alemania, que es la que más apoya a España, está gobernada por Ángela Merkel que está junto al PP en el Partido Popular Europeo. Y le subrayó al desolado presentador que en Europa todo el mundo sabe que los del PP son los grandes embajadores de España en Europa y cuando les toca negociar son los que mejor lo hacen.

El problema en realidad no radica en cuánto dinero está dispuesta Europa a mandar a España, ya sea en calidad de transferencias o de préstamos, el problema nace de la desconfianza que sienten los estados miembros - independientemente de si su gobierno esté en manos de los social demócratas o los conservadores - por el gobierno de Pedro Sánchez y es por esa razón que la mayoría en Europa apuestan por aplicar unas condiciones muy estrictas, porque a Sánchez lo conocen todos y ninguno se fía de él y muchísimo menos de su inexplicable debilidad ante Pablo Iglesias que ha impuesto el programa de gobierno de Unidas Podemos por encima de el del PSOE.

Resumiendo, nadie quiere prestar dinero para que se dedique a aplicar el programa de los social comunistas que va en contra de todos los consejos y recomendaciones de la Unión Europea y del FMI. Hay dinero, pero para que llegue, Sánchez va a tener que ceder y aceptar eso que llaman la condicionalidad, es decir las condiciones que van a imponer desde Bruselas, entre la que se encuentra una muy importante y que le va a costar un disgusto tremendo a Pablo Iglesias.

La UE, parece ser que va a exigir que los Presupuestos Generales del Estado, que tienen que entrar en el Congreso antes del 30 de septiembre, sean consensuados entre PSOE, Cs y PP. Si no hay acuerdo entre esas fuerzas políticas, no hay fondos europeos. Naturalmente que ese acuerdo se llevaría por delante al gobierno de coalición entre PSOE y Podemos, pero las cifras auténticas hoy en día y las que se esperan son tan terribles que probablemente desde el PSOE tengan que poner a Pedro Sánchez entre la espada y la pared o acepta la condición o lo deja.

Las condiciones que va a exigir Europa ya hacían muy difícil la supervivencia del gobierno de coalición, pero si fuera cierta - que esas cosas en política pueden cambiar - la exigencia de unos presupuestos generales consensuados dinamitaría irremisiblemente al gobierno social comunista.

Pedro Sánchez podría gobernar en coalición con Cs y tendría que buscar el apoyo parlamentario de PNV, PP y el resto de los votos que hay en el Parlamento que no están en manos de organizaciones de extrema izquierda o independentistas. El Partido Popular se vería exigido por Europa, para que apoyara puntualmente al PSOE en asuntos de Estado y además recibiría las garantías de que Cs no intentaría mociones de censura allá donde gobierna con ellos y unos y otros pondrían en marcha sus respectivas precampañas electorales, suponiendo como parece que la legislatura finalizará en el último trimestre de 2021 o cuando las encuestas así se lo aconsejen a Sánchez.

¿Complicado? No tanto y la eliminación de los podemitas del gobierno es algo que no se paga con dinero.

 

 



Etiquetas:   Gobierno   ·   Angela Merkel   ·   España   ·   TVE   ·   Pedro Sánchez   ·   Bruselas

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Los más leídos de los últimos 5 días

Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
21079 publicaciones
5182 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora