Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Libros   ·   Escritores   ·   Reseña   ·   Periodismo   ·   Poesía   ·   Psicología   ·   Novela   ·   Lectores   ·   Psicoanálisis   ·   Tratamiento Psicológico



"Literatura Uruguaya" reseña "El conjuro de la melancolía" Mónica Couto


Inicio > Literatura
24/10/2019


137 Visitas



Se coexiste con la melancolía. Con ella y con todas esas emociones que revelan la vulnerabilidad. Esas que, aún condenadas al retraimiento, también son piezas del puzle que compone la condición humana. Por eso, en esta época en la que la imposición de la felicidad y la obsesión por exhibirla casi parecen querer imitar la ejemplificada en la obra de Aldous Huxley, Un mundo feliz, es imposible no sentir una suerte de alivio al leer los relatos breves, los poemas en prosa y las historias que componen El conjuro de la melancolía.


En este, su primer libro, la escritora uruguaya Mónica Couto (1963), licenciada en letras, docente y coordinadora de talleres literarios para adultos mayores, rescata ese universo que parece prohibido pronunciar y le da voz. Se sumerge en las entrañas de la melancolía, del desconcierto y la angustia, de la soledad, de la renuncia y el sacrificio, del temor con el que siempre se engalana lo incierto. Y una lee y al desplazar las páginas se tiene la sensación de pasar hojas de espejo o fotografías o portarretratos que, como los elegidos por la escritora para finalizar algunas de las historias, bien podrían ser el de aquella amiga o hermana, o el de cualquier mujer. Una reconoce y se reconoce en esa lucha interna, en esa búsqueda infatigable en la que unas veces se desfonda el suelo y otras cobra protagonismo la apacibilidad.

Entonces, una entiende a esa mujer que decide en silencio ponerle precio a cada uno de los agravios del marido; se conmueve con la fortaleza admirable con la que una madre esconde su dolor por el exilio obligado de un hijo; se solidariza con la que sufre desencantos o con la que, asediada por la soledad, encuentra en las plantas sus únicas confidentes. Y también fraterniza con la que se anima a arriesgarse a pesar de los miedos o con la que lucha contra el rencor, sabedora de la importancia de ganar esta batalla para reconstruirse.

Las protagonistas tocan, reconocen y se someten a las punzadas del vacío, pero con la certeza intuitiva de que hay que dejarse atravesar por ellas para volver a resurgir. Un resurgimiento desde el que volverán a conjurar a la melancolía y en el que se afanarán, una vez más, en derrotar al desamparo.

 DESAMPARO DERROTADO

La soledad es un aullido del vacío que ensordece nuestra alma, que la corta como fino estilete, que la desgarra como

zarpazo de tigre.

Es la ofensa de los rituales.

Es la desmedida del dolor.

Es el cansancio hecho exageración.

Hipócrita quien dice que solo se está mejor.

Miente por cobarde, porque no se atreve, porque se paraliza.

Y es que cuando la primavera de la vida, en el setiembre de cualquier año, nos acerca con viento cálido a aquel a quien nos habituamos mágicamente, la soledad se ofende.

Y mirándonos con el desaire de los vencidos, argumenta

un inaudible adiós.

Y la paz ilumina.

Y yo sonrío.





Etiquetas:   Escritores   ·   Libros   ·   Periodismo   ·   Reseña   ·   Lectura

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Los más leídos de los últimos 5 días

Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
18732 publicaciones
4728 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora