Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Libros   ·   Escritores   ·   Reseña   ·   Periodismo   ·   Poesía   ·   Psicología   ·   Novela   ·   Lectores   ·   Psicopatología   ·   Trastorno de Personalidad



La religión


Inicio > Religión
23/10/2019


165 Visitas




La religión, tema de controversia por excelencia con perdón a la política. La religión existe desde tiempos remotos, cuando nuestra especie intentaba dar razón a los sucesos mediante deidades y acciones de estos. La religión si bien es un tema antiguo, ha sufrido una evolución a lo largo del tiempo. 

Pasaron de ser dioses aislados para los sucesos meteorológicos y geológicos, como la lluvia o cosechas, a ser dioses más complejos con personalidad y diversas historias. Esto hasta que llegaron las religiones monoteístas. Estas proponían algo diferente, pues en la antigüedad simplemente se alababa a los dioses y estos daban explicación a lo que era la vida. Pero con la llegada de las religiones monoteístas se propuso algo distinto. Se trataban unos conceptos nunca vistos anteriormente. El monoteísmo surgió para sorpresa de muchos en el antiguo Egipto. 

Faraones como Akenatón y otros varios rendían culto a Atón como único dios. Se representaba como una deidad solar que era creador absoluto de todo. Pero no es hasta la aparición del judaísmo que todo cambia. El judaísmo dio a varios profetas, entre ellos Moisés, que empezaron a introducir en la comunidad religiosa unos valores y normas. El primer código de leyes conocido se trata del ‘’código de Hammurabi’’. En él se encontraban leyes conocidas como la Ley de Talión, más conocida como ojo por ojo diente por diente, y demás leyes antiguas. La religión impuso otro tipo de leyes o al menos lo intentó, a través de los mandamientos en el caso de Moisés y el judaísmo, o la Sharía y el islam. 

Con la llegada de Jesús de Nazaret y el nacimiento del cristianismo se crearon nuevas formas de ver la religión, pues Jesús predicaba un Dios compasivo, bueno, que sabía perdonar y que se preocupaba por los humanos. De esta forma la ley pasó de ser realizada por obligación a ser más bien realizada por fe, por una fe en la vida en el cielo.

Aquí entra en lugar la parte que quería tratar, la fe. Después de esta introducción sobre la religión, vamos a ver de que se trata la fe, y de si la religión puede llegar a ser algo perjudicial o beneficioso. La fe se define como la creencia en algo de lo que no se tiene prueba empírica, es decir, se trata de creer sin ver o sentir. Teóricamente puede parecer algo absurdo, pero mucha gente lo hace, ¿por qué? Esto ha traído de cabeza por miles de años a personas que trataban de descubrir la base bien científica bien filosófica o simplemente la razón a la religión. Pero esto se debe a que lo estaban tratando de manera equivocada. La fe no es algo empírico, no es algo que pueda ser demostrado y probablemente jamás lo sea, al menos como la conocemos. Y si no es la fe algo que puede ser demostrado, ¿se puede decir que es falso?

Bueno, sí y no. Si yo te digo que tengo una pelota invisible, tu obviamente vas a responder que eso es imposible, a lo que yo contesto que no que es cierto. Tú me pides que lo demuestre a lo que yo te digo que no puedo ya que esta es invisible. Algo así pasa con la religión. Y no con esto digo que sea falsa, solo que hay que cambiar la percepción de ella. Mucha gente podría considerar que cuando algo es falso o simplemente no poseemos pruebas ni para otorgarle veracidad ni para desecharlo, resulta inútil o poco práctico. Veamos si esto sucede con la religión. Pongamos el símil de una persona que tiene un problema, independientemente el grado de este. Esta persona puede perfectamente verse superada por el problema y desistir en superarlo o simplemente intentarlo y enfrentarse a él. Aquí entra en juego la fe. La fe ayuda a quienes creen en ella a seguir adelante, les da fuerzas y les ayuda a superar las adversidades. Y como puede ser esto cierto si la fe, empíricamente, no es nada. Porque sí que es, es la autosugestión que nos proporciona el cerebro para hacernos creer que algo externo nos ayuda, cuando realmente solo somos nosotros, influyendo en nuestra actitud. Por otro lado, pongamos el símil de una persona que se realiza preguntas. Preguntas tales como el porqué de su existencia, el cómo surgió todo etc. Si esta persona toma como respuesta a un Dios, no está haciendo nada más que negándose a la reflexión o estudio. Está otorgando el mérito de los sucesos a algo del cual se desconoce la veracidad. Esta persona se frena a un desarrollo personal y a una reflexión interior lo cual la incapacita de poseer una opinión crítica y objetiva de los ámbitos que desea saber.

Después de estos casos es normal que nos encontremos divididos, pues puede ayudarnos en unos asuntos, pero no en otros y viceversa. Pero es más simple que cualquier análisis, cualquier estudio o cualquier intento de proporcionar pruebas sobre la verdad científica de la religión. La fe y por ende la religión en sí, no son más que un medio que los humanos pueden usar a su favor o en su contra. Con ella somos capaces de sugestionarnos de tal manera que nos ayude a superar las adversidades o nos podemos cegar con ella. Todo depende de ti y como decidas usarla.

‘’La religión es el arma más poderosa, y posee doble filo.’’



Etiquetas:   Religión   ·   Filosofía   ·   Sociedad   ·   Teoría Crítica   ·   Filosofía Social   ·   Filósofo

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Los más leídos de los últimos 5 días

Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
18732 publicaciones
4728 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora