Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Mauricio Macri   ·   Cristina Fernandez de Kirchner   ·   Quintana Roo   ·   PRI   ·   MORENA   ·   México   ·   Ética   ·   Filosofía   ·   Elecciones Presidenciales   ·   España



Romper el ciclo, recuperación, populismo, crisis, devaluación, recuperación...


Inicio > Política Nacional
15/03/2014


1319 Visitas



Las sociedades tienen memoria de las crisis, en particular cuando estas son cíclicas. La Presidenta rompió de algún modo el ciclo, confirmando que "gobernará hasta 2015". Con esta afirmación contradice el designio nacional (en democracia) de que hay un periodo de recuperación, uno de populismo y en el tercero se paga la Fiesta. Por supuesto ese pago, significa que ese último gobierno (del mismo o de otro signo político) no termina, hay un quiebre o adelantamiento, fuerte devaluación y vuelve la recuperación.




Pero pese a la confirmación presidencial y contando las innumerables contradicciones que tuvo Cristina, que lo haya dicho, no es suficiente, hay que recorrer estos dos años - inéditos - que nunca se vivieron antes de un mismo modelo y de un mismo gobierno. 

El 2011 ya mostró claros sintomas de fin de fiesta, había elecciones, era lógico que antes no se corrigiera nada, pero después y con el 54% de apoyo electoral, ese era el momento. Lo hemos analizado profundamente en columnas anteriores, como lejos de buscar equilibrios, se puso un cepo al dólar, se comenzó y nunca se terminó con la sintonia fina (quita de subsidios a quienes no los necesitan) y el gasto público (no el social) creció más del 45% en los meses siguientes, aumentando más el déficit fiscal que se arrastraba desde antes. En ese momento pos electoral, hubiera sido creíble, romper el ciclo  y hasta hubiera tenido un gran apoyo para hacerlo, pero no se hizo, al contrario, se empeoró el escenario.

Luego de las crisis los crack económicos y las grandes devaluaciones, cuando empieza el periodo de recuperación, la sociedad queda tan empobrecida, hay tanto descenso social y proyectos rotos, que es un lugar común decir que "la economía debe estar al servicio de la política". Con distintas palabras lo han dicho todos los políticos buscando posicionamiento electoral. Ahora, cada vez que llegamos al periodo del populismo, sobre todo en el final, cuando las cuentas ya no cierran por ninguna parte, el concepto se invierte y es común escuchar conceptos económicos, criticas al descuido de las cuentas públicas, la emisión, la libre flotación de la divisa, las inversiones, la seguridad jurídica, la confianza y cómo esto es fundamental para que las políticas aplicadas sean exitosas (en suma la política condicionada por la economía). 

Esta primera vez en la historia, que transitamos un tercer mandato, de un mismo gobierno (peronista esta vez), se repite el escenario (recuperación, populismo, fin de fiesta, déficit generalizado, emisión, devaluación y empobrecimiento) se repiten también los conceptos en los discursos opositores y de analistas, pero la realidad no se repite (el gobierno sigue gobernando) Entonces la pregunta es ¿cómo hace para seguir gobernando? 

Las respuestas son múltiples, la primera y aunque sea de ambigua interpretación (según quien la analice) es que se trata de un gobierno peronista. Parece un simplificación, pero no lo es. Si cualquier otro signo político de Izquierda a Centro Derecha,  gobernara en este periodo, con las medidas anti-populares que tomó el kirchnerismo, con el descontrol económico que produjo, con los avances que hizo sobre propiedad privada, la justicia y los medios,  con la inseguridad y la anarquía con ausencia del Estado que se vive por momentos y por distintas razones, con el amplio espectro ideológico que compone al peronismo, ya hubieran encontrado todo tipo de argumentos, para pedir la renuncia (y hasta lo hubieran obligado a renunciar) a cualquier gobierno. Hoy no es así, Massa ladra, tienen viveza política de cuestionar lo que el kirchnerismo utiliza para distraer y hasta darlo  vuelta a su favor, (como el nuevo Código Penal) pero no pide explicitamente renuncia. Tampoco lo hacen los demás peronistas, aunque los trascendidos, de operadores y fuentes peronistas, indican, qué si hay alguien que quiere ver afuera del gobierno a Cristina, son ellos. Difícil pensar al Radicalismo, el Socialismo, la Izquierda y hasta al PRO como destituyentes, si acá hay destituyentes, esos son los peronistas y el gobierno es peronista. 

El peronismo no se va a hacer cargo de esto y sin dudar va a culpar de golpistas al establishment, las corporaciones, los burócratas sindicales y de la política y a los medios (el favorito, Clarín). Y es posible que varios de estos actores, tampoco quieran a Cristina en el gobierno, pero no son poder político, de hecho antes todos ellos fueron los grupos de poder del kirchnerismo, que al advertir final de ciclo, se cambiaron a apoyar a los posibles sucesores, primeros en la lista: los peronistas. 

Todos los caminos conducen al peronismo.

Cristina sabe esto, sabe también que todos los logros que ella destaca de su gobierno y el de su esposo (falaces o reales) quedaran invisibilizados en la historia, si ella no termina su mandato. También quedaría trunca la posibilidad de continuidad del Kirchnerismo en otras figuras (como Máximo por ejemplo, que lo piensan como Intendente de Río Gallegos) por más épica que le pusieran a una renuncia (o destitución). 

El senador Sanz en la Sesión de Informes en el Senado que dio Capitanich, le preguntó, lo presionó y lo terminó acorralando al Jefe de Gabinete, para que reconozca que "el gobierno devaluó y no los mercados"(Audio) Es aceptable que aquí vivimos en campaña, que todos se posicionan y que Sanz debe jugar a eso en cada oportunidad, pero la realidad, es que ni el kirchnerismo, ni ningún gobierno quiere devaluar, ni aquí ni en el mundo. Ningún gobierno de un plumazo, quiere destrozar salarios, bajar el consumo, perder recaudaciones y mandar a cientos de miles de personas a la pobreza y aumentar la brecha tecnológica. Si un gobierno devalúa de un modo brutal (no gradual como lo hizo el kirchnerismo durante 10 años con más del 300% acumulado) es por que los mercados, la realidad, sus propios déficit, y los desequilibrios que produjo con sus políticas económicas lo obligaron. Siempre devalúan los mercados, en función de las reglas de juego que propuso la política,  y el gobierno solo termina aceptando esa realidad y anunciando la cotización (una cotización, en función de bajar expectativas). De no hacerlo, solo lograría empeorar el escenario, tener fugas de capitales y cierres de empresas de un modo masivo, despidos, quiebras y mayor conmoción social. 

El tema es que al devaluar, a aquellos sectores, hoy total mayoría, a los que se los obliga a estar con su economía en pesos (devaluados) automáticamente se los empobrece. Y ese empobrecimiento es en un porcentaje acorde, al consumo dolarizado que tengan, al impacto que tenga la devaluación sobre los productos o servicios que necesitan. Todo lo que consuman o necesiten que sea importado, eso se traslada en un 100%  (hay que ver además, que hoy toda producción nacional demanda cerca de un 50% de insumos en dólares)  Es real también que beneficia a los sectores productivos exportadores, a las economías regionales y al agro, pero si la devaluación no va acompañada de otras medidas,  que estimulen la inversión, la producción y la oferta,  de materias primas, de bienes y servicios, termina no sirviendo. 

Aquí es donde el kirchnerismo, se equivoca y  hace todo a medias. 

Asi como nunca profundizó la sintonia fina y hoy es más dificil, porque de hacerlo, solo lograría que los costos de energía más altos, terminen en precios y con eso suba más la inflación; hoy bajar tasas de crédito, para alentar las economías productivas y exportadoras, a la vez rompe con el esquema de tasas altas y reducción de la emisión que propone el BCRA, para enfriar el consumo y que la gente se quede en pesos. En suma, una devaluación, que entre finales de 2013 y comienzos del 2014 llegó casi al 35%, termina no sirviendo a la recuperación, por falta de inversión. 

Por eso la pregunta que se hacen los economistas, de todas las tendencias es ¿alcanza con esta devaluación, se deberá volver a devaluar y cuando será esto si sucede?

Evidentemente, si no se baja la inflación (con suspender la emisión monetaria solo, no alcanza), si no baja el déficit fiscal (porque esto obligaría a emitir), si no se mejoran las balanzas: turística, energética   y comercial (hoy con un alto déficit las tres) y si no se crean  expectativas positivas, para que suba la inversión; en unos meses, además de que el blue podría seguir subiendo, el dólar clavado en $8.00 va a ser poco y otra vez se repetirá el escenario de diciembre- enero (o peor) 

El kirchnerismo tomó medidas de comienzo de gobierno, (o de gobierno de transición) luego de una crisis (sin default esta vez) y no de una administración que está a 20 meses de dejar el poder. Para que una devaluación no sea solo una medida, desesperada y obligada por los mercados y le de algún rédito a la economía, para compensar el empobrecimiento que produce, si es importante; necesita de confianza en el gobierno que la implementa y que esa devaluación haya sido parte de un Plan Económico. El Gobierno por ahora, solo aplicó medidas financieras, operando con el BCRA, en función del cambio, la emisión y la modificación que se hizo con los depósitos bancarios en Dólares. 

En cuanto a lo inflacionario, además de parar la emisión y que el Central rescate pesos, solo hizo el acuerdo de Precios Cuidados, con no más de 200 productos. No parece muy abarcativo, apuntar a tan pocos productos, de solo algunas marcas y en supermercados exclusivamente. Nada se hizo en función de gastos fijos de las familias, que hacen al indice inflacionario y el poder adquisitivo. Los alquileres formales e informales, se siguen indexando, nadie sabe con qué criterio aumentan. El Transporte es parte importante del gasto familiar y ya sea los que dependen de la Nación como los que dependen de la Ciudad, ambos subieron. La telefonía celular y el acceso a Internet con dispositivos móviles, es otro gasto mensual importante hoy, en todos los sectores sociales y los servicios más caros y que nunca dejaron de actualizarse, fueron los que utilizan los sectores medios y bajos (las tarjetas de telefónicas por ejemplo) Luego en los sectores medios, pesa en su presupuesto, los costos de coberturas médicas y de colegios privados, que si bien los autoriza el gobierno a los aumentos, siempre los autorizó. 

En este contexto, "amenazar" con quitar subsidios,  como lo viene haciendo el gobierno con sus dos principales voceros, Kicilliof y Capitanich, por un lado justificando esto en que la ortodoxia económica hace mucho los pide y también como una suerte de venganza a los sectores medios urbanos, es más peligroso para el propio gobierno y su objetivo de llegar al final del mandato, que para la gente. Lo digo, no porque la sociedad vaya a salir masivamente a manifestarse a las calles, está claro que el nivel de tolerancia de los argentinos es muy alto. Cuando sucedieron los cortes de luz, dantescos y brutales, por el modo en que se abandonó a los usuarios, solo protestaron los afectados y en el peor de los casos, cortaron la calle de su barrio. Quitar subsidios de un modo poco gradual, podría hacer, en particular en la economía, productiva y  comercial pyme, en profesionales y en oficios que dependen del recurso energético, que la diferencia de costos se vuelque a precios y en el total, empuje más a la aceleración inflacionaria, aún con recesión.

Hace falta coherencia, mesura para tomar medidas, decisión, porque lo gradual solo generó expectativas de devaluacíón que aumentó las corridas al dólar y sobre todo un fino equilibrio, para administrar la crisis.

Lo cité en notas anteriores, pero puntualmente en la que hace tiempo y antes de la devaluación, analicé que "Cristina ya no puede terminar bien" (nota)  En esta columna, expuse dos posibilidades para el gobierno: una buscar la salida épica, vociferar que los grupos de poder y las corporaciones la destituyeron y prometer volver. La segunda, que Cristina  luego del periodo de recuperación (de Néstor) , del populismo (de ella), sea ella misma quien en el periodo de pagar la fiesta, haga el trabajo sucio (devaluar, no emitir, ajustar, llevar salarios por atrás de la inflación y pagar deudas internacionales, para volver a los mercados) y no un sucesor o un gobierno de transición, hasta adelantar elecciones. Sin duda esto no era el plan (y mucho menos el sueño ) de Cristina en su paso por la primera magistratura. 

Por eso ella necesita hacer algo que sea superlativo, que la eleve por encima de lo pragmático (y hasta banal para ella) de tener que administrar crisis y no dejar el gobierno antes de tiempo. Ser la Presidenta de la AUH aunque la idea haya sido de la CTA y desde el 94 Carrió la haya presentado sistemáticamente en el Congreso sin ningún apoyo peronista. (y aunque la idea de la asignación, no sacara los fondos de los jubilados en el proyecto original) Ser la presidenta de la Ley de Medios, la democratización de la palabra (ahora son todos K o anti K en los medios), aunque la ley solo haya conseguido seis Mini Clarin que seguirán trabajando asociados, haya logrado que Barbarita Vila y su Abuela sean titulares de Cableoperadores. Que sigamos sin saber de quien es TELEFE, pero ahora sepamos que no sabemos. Que Canal 9 siga teniendo dueños mexicanos, aunque figuren otros y que Cristobal López se haya comprado todos los medios, que por la ley no podía comprar, estando la ley vigente. Hay mucho más, solo cité lo más relevante, pero podemos agregar que tenemos un Canal Mapuche WalkintunTV que empezó pasando la Película de Néstor, no tiene cámaras para producir, y este es un pretexto perfecto, para no exponer en su pantalla, las persecuciones, represiones y problemáticas, que sufren los propios Mapuches y otros originarios como los QOM, Wichis, o el Pueblo Tonocotés. Otro gran logro de la Ley de Medios, son las Radios Compañeras, estas, como muchas radios sociales están subsidiadas, ahora escuchar todas las que figuran en los listados, es imposible ¿Funcionaran?

El Matrimonio igualitario, si es un logro de su gestión, aunque lo apoyó todo el arco progresista del Congreso y la mayoría de la sociedad, para darle derechos a una minoría. La Jubilación a los 2,5 millones de no aportantes, la analicé en detalle en columnas anteriores  (nota) y es justa, pero es a costas de los demás jubilados y no de nuevos aportes de grandes corporaciones y por eso llevó la pirámide de jubilaciones del 34% cobrando la mínima en los 90´a el 78% actualmente. 

Fuera de estos logros discutibles desde distintas visiones, solo le quedaba la reforma Judicial, que iba a operar con otras leyes como la de medios, para darle un desequilibrio de poder (real) al Ejecutivo, que obviamente terminó frustrada, al menos las leyes que retrocedían en derechos. Y ahora, conscientes de la realidad económica que produjo el Modelo (por eso tomaron las medidas de ajuste y devaluación) pero sin mucho más por hacer, que administrar la crisis y llegar al final; Cristina va por lo último que la puede redimir en la historia (desde su visión) que es la modificación de los obsoletos y hasta injustos en alguna medida, Códigos. El Código Civil va a tener correcciones  en Diputados, pero de aprobarse sin modificaciones (que hasta Pichetto lo  pidió) se va a trabar su aplicación en la justicia. Ahora el Código Penal, es el que más cuestionamientos tuvo, siendo que no avasalla ningún derecho, al menos lo que trascendió de su borrador. En todo caso, busca penas más justas, condenas coherentes y que luego exista una real posibilidad de reinserción del delincuente. (y no una graduación como delincuente más peligroso en su paso por la cárcel) 

La contienda por el Código Penal es política y de parte de Massa, que como cité en la columna anterior, se adelantó y expuso a la oposición, es demagogia. El que todos (los medios y sus operadores) indican como presindeciable 2015, pero que él mismo nunca se lanzó, ni lo confirmó (Macri y Scioli si) usa esto, que no es mucho, pero para la Presidenta es todo lo que le queda (y no puede volver atrás) para posicionarse en la grilla de candidatos y obligar a los demás a tomar posición. 

En el Teatro Nini Marshall el Diputado, hizo un discurso, encendido, demagógico e irreal. El código por más garantista que sea, de ningún modo, va a  beneficiar como él expuso a los delincuentes. Si es posible, que a partir de leyes más humanas, se logren mejores resultados. Lo acompañaron en el escenario familiares de victimas de la inseguridad, pero más allá de afinidades políticas o no, que pudieran tener cada uno; es un hecho que el Gobierno nunca los atendió. Los familiares han ido como parias rogando ser atendidos y en el mejor de los casos, se acercaron a las rejas de La Rosada, asistentes sociales, que tomaban su nombres y nunca los llamaron. 

Sin embargo el discurso de Massa, atrasa y divide (porque nos remite a una época, en la que no trabajaba o estudiaba el que no quería y que no había pobreza estructural y narcotrafico) hablar de "una sociedad de premios y castigos"  luego de dos décadas de políticas neo-liberales en los 90 y corporativas en los 2000, que profundizaron la estructura de pobreza, la desigualdad (real) y que con el asistencialismo, el fenómeno Barras Bravas que lo domina todo y el asistencialismo, degradaron aún más la pobreza. Massa pide premios y castigos, pero nada dice de oportunidades, de  inclusión (verdadera y no clientelismo) de distribución de la renta. Tampoco y esto quizá sea lo más grave y que anticipa un escenario de ser presidente en 2015, pide se agraven las penas por delitos contra el Estado en la administración de dinero público. menciona apenas, al pasar la palabra corrupción, nunca opina de los casos que hoy están en la justicia y que son de debate mediático y social. 

Un Código Penal duro en penas, no va a evitar delitos, uno más humano y cambiando la estructura carcelaria y hasta judicial, quizá logre mejores resultados para todos.

Los Familiares de Victimas de Inseguridad, pese al destrato del gobierno (como le pasa a los de Once, Castelar, Inundaciones, Saqueos, Cortes de luz, Reprimidos por policias abusivas y a Pueblos Originarios) no deben dejarse usar por Massa, ni por ningún frente político. Massa no menciona la corrupción, no pide que los delitos de Cohecho, asociación ilícita en el Estado, malversación de fondos públicos, desvío de recursos, retornos de licitaciones con sobreprecio y trafico de influencias, sean imprescriptibles para funcionarios públicos (y con retroactividad a este último gobierno).

La solución no está exclusivamente en los códigos y en las penas, porque si hay delincuentes que trabajan para policias o servicios penitenciarios, si hay jueces que tienen precio y liberan antes de procesar y si las cárceles son escuelas de delitos y lugares donde se violan DDHH, entonces, ninguna ley sirve. En la seguridad, en las estructuras de servicios públicos, en la política y en la economía, la corrupción mata.

El Código, a falta de buenas ideas, para navegar el ajuste y la crisis, que le acercan a Cristina (funcionarios como Boudou están demasiado ocupados, en pelotear causas judiciales y jugar al sudoku, para aportar algo) si se discute, se modifican conceptos conflictivos, poco va a cambiar  la realidad de la sociedad y quizá sea el comienzo de mejorar la re-inserción de delincuentes.

El kirchnerismo ya no tiene casi nada más que cambiar, el consumo y la emisión, son parte de un pasado al que no va a volver, salvo que Cristina quiera "volar por el aire". El nuevo escenario es endeudamiento (interno cercano y externo a pagar los próximos gobiernos) y recesión.

La política va a seguir condicionando las acciones, eso es evidente.  Los equipos de campaña, de las últimas elecciones, ni siquiera se desarmaron, nadie está seguro que para las elecciones falte un año y medio. Cristina a la vez teme que se arme un gran frente opositor no peronista con UNEN y PRO aglutinando poder, porque esto haría que el FPV con Scioli a la cabeza u otro Kirchnerista (después de cómo lo vuelven a ningunear con su conflicto docente, nada está claro) deba repartirse solo voto peronista con Massa. Esa posibilidad, hace que en un balotaje, el peronismo pueda perder en 2015. Massa es el que más fácil tiene, su estrategia comunicacional. No tiene que preocuparse por los sectores bajos y clientelizados por el peronismo, de esos se ocupan sus intendentes aliados. El solo debe apuntar a seducir sectores medios (que entre otras cosas piden seguridad) en los que compite con UNEN y el PRO.

En esa situación el kirchnerismo en 2015,  se podría reducir  a su mínima expresión, a su núcleo duro (eso que bancan a Boudou y dicen que Maduro es democratico). No así en lo legislativo, donde va a contar con cerca de 200 legisladores K, que viendo el ejemplo, de lo que Menem consiguió del Kirchnerismo solo con una banca, quizá lo imiten y sigan siendo opositores (es más negocio) 

Massa y Macri (este último, con o sin UNEN) ambos le deben a la sociedad, en particular a los sectores medios, que son los que deben seducir, fijar una clara posición con respecto a los actos y denuncias de corrupción, de este gobierno. La gente debe estar segura, antes de darle su apoyo electoral a cualquier frente, que la corrupción se va a perseguir, para que cualquier gobierno en el futuro no continúe con el ciclo de recuperación (beneficiando solo a corporaciones) populismo (para distraer de la corrupción y el enriquecimiento de los funcionarios, clientelizando a los pobres) y luego crisis donde siempre vuelven a ganar los mismos (las corporaciones, la clase política y sus allegados).

UNEN y hasta la Izquierda argentina, deben ver, que puede ser complejo hacer un frente con el PRO (por Macri en particular) pero de no aliarse en un gran bloque frente al peronismo, va a ser muy poco probable, que no haya otra década, del mismo modelo, con mejores modales. El Peronismo es un movimiento con un amplio espectro de izquierda a derecha, de no enfrentarse con una armado igual, no es posible competir por el poder.

Con el peronismo (o mejor sería decir, los que usan esos símbolos para llegar al poder) en todos los lugares de poder, ningún frente, ni de izquierda, ni de centro izquierda, va a tener posibilidades de imponer otro modelo de gestión. 

Luego, si logran desplazarlo y poner en practica un modo de gobernar, más amplio, inclusivo y transparente, con mejor distribución de recursos e imponiendo reglas de juego a las corporaciones, ya tendrán tiempo de dividir frentes y aplicar distintas visiones ideológicas a la gestión. Hoy hace falta pragmatismo puro, con la continuidad década tras década de peronismos (o los que se arrogan el peronismo) en el poder, solo vamos a volver a repetir el ciclo. Que tantos beneficios les da ( a ellos).

Pero a no perder de vista, que hoy en J.P.Morgan se están haciendo contratos con dólar (oficial) futuro de $10,60 para mediados de este año y a $12,40 para comienzos de 2015. Y que varios estudios privados, contando los dólares que van ingresar por agro este año, los bastante menos que van a ingresar el próximo por ser un año electoral, más las deudas externas que se deberán pagar hasta 2015, prevén un escenario de no más de U$S15.000 Millones de Reservas reales en el BCRA. 

Como en el juego de la Oca, Cristina vuelve al comienzo, después de haber tenido U$S 52.000 millones de Reservas, terminará su mandato, con casi lo mismo que empezó Néstor, pero con el agravante de dejar un déficit energético de U$S12.000 Millones este año.

En suma, al próximo Gobierno, le deja para pagar, la Luz y el Gas (con suerte)

No sea, que a un frente opositor al peronismo, le vuelva a explotar la bomba. 











Etiquetas:   Política   ·   Políticas Sociales   ·   Políticas Públicas   ·   Política Fiscal   ·   Izquierda   ·   Mauricio Macri   ·   Política Monetaria

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

1 comentario  Deja tu comentario


, Analicemos la nota. Si empezamos en el 20011 y nos remontamos al 2007 habrá que admitir que los K nunca ganaron una elección sin la mano oportuna y corrupta de Indra. La ficción de haber crecido de un 22% en el 2003 a los guarismos dibujados más tarde, ha sido parte del relato. Tanto en el 2007 como en el 2011 días después de las elecciones Indra recibió sumas multimillonarias por su trabajo. Igual ha ocurrido en Venezuela, Ecuador y Bolivia , entre otros países.
Ahora bien, pedir que se corrigiera los desastres que se venían cometiendo hubiese significado que el Gobierno realmente comprendiera algo de cómo se conduce y maneja un país en el el concierto de naciones y además que renunciaran al “ir por todo” y “robarse todo”. Ambos extremos eran de imposible variación por razones obvias.
Para entender la crisis hay que empezar por admitir que ha existido un plan macabro y sistemático para apoderarse de la Nación por parte del gobierno kirchnerista, conformado por aquellos terroristas y guerrilleros que intentaron derrocar a Perón (ajusticiándolo) para declarar la “patria Socialista”. Cuando todo fracasa, comienzan los discursos acomodaticios.
Es imposible parangonar el gobierno de Duhalde con el de éstos sátrapas. Duhalde ha sido un traidor renegado que para desbancar a Menem nos hizo retroceder 40 años y empobreció todo lo que se logró progresar en los 90. Pero eso no implica que Duhalde haya emitido descontroladamente, ni que haya tenido éste déficit fiscal, ni siquiera que haya usado un populismo berreta y clientelar como lo han hecho los K.
Tampoco es cierto que a CFK no la saquen por ser peronista. Primero, porque no lo es, segundo porque en la sucesión de presidentes renunciantes y renunciados antes de Duhalde (allá por el 2001/02), eran todos peronistas. Y fueron desbancados. Nadie pide la renuncia porque eso significaría hacerse cargo del ajuste que se viene. Ese costo sólo puede pagarlo un gil o un tipo con espaldas muy anchas para ban




Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
18051 publicaciones
4602 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora