Red de publicación y opinión profesional
Política · Economía · Sociedad · Cultura · Ciencia · Tecnología ·
Últimas etiquetas:   Poesía   ·   Escritores   ·   Pandemia   ·   Libros   ·   Andrés Manuel López Obrador   ·   Criptomonedas   ·   Bitcoin   ·   Lectores   ·   Salud   ·   Lectura



La sociedad mexicana: con la vista en el espejo retrovisor


Inicio > Economía
05/02/2014


1290 Visitas



Desde 2006, en México se manifiesta quizá la época de mayor polarización en la historia reciente. Para fines prácticos, somos un país partido en dos realidades: la que puede progresar y supera las decisiones, y la que sufre de carencias y se opone a todo. Un encono político y social que ha costado mucho.


No todo es obra de la disputa electoral, sino también de la mentalidad que tenemos como nación. Existimos en el presente, pero convivimos con base en reglas del pasado, nuestra actitud se soporta en realidades que ya no existen; adoramos nuestra historia, pero no tenemos la visión de dejarla en su lugar.

Esta característica se exhibe en México y en toda América Latina, somos sociedades atrapadas en el pasado, riñendo por perdurar en el. El análisis es útil, pues el progreso no se logra conservando los bienes del pretérito, sino usándolos como escalón.

La reforma energética es buen ejemplo; el gobierno, apoyó los cambios legales en la tesis de que eran idénticos a los realizados por el presidente Cárdenas; la oposición, basó la defensa en que ésa no era la visión del General y que se perdería lo que él nos heredó. ¿Son los mejores argumentos? ¿Así se prospera, altercando ideas de 1938?

Nuestro sindicalismo es otra muestra; múltiples sectores viven de prebendas que llaman conquistas laborales, pero que ya no tienen referencia en país productivo alguno; y por eso se rehúsan a todo lo que implique modernizarse. Imagine que con el evidencia de que la esperanza de vida va al alza, se les pidiera subir la edad de retiro para dar viabilidad financiera a las pensiones. ¿Aceptarían? Bueno, no somos Alemania.

La atracción de inversiones que emplean mano de obra barata, es otra referencia. En el norte del país, tenemos lustros impulsando el modelo de industria maquiladora, bajo la premisa de que genera empleos, y sí, pero de ínfimo salario; además de nulo valor para la economía, pues la reinversión y el desarrollo de proveedores, se queda mayormente en el extranjero.

Se puede continuar y la conclusión será la misma: un país que desea progresar con base en fórmulas de antaño. México debe trabajar con la fuerza que ya lo hace, pero pensando en futuro, no en pasado. La polaridad política nos ha llevado a lo mismo, a debatir ideas tan legítimas como improductivas; y es que la realidad no es de extremos, sino de matices.

Si las reformas estructurales funcionan y crean mejores condiciones, de poco servirán mientras sigamos pensando en pasado, urgimos cambiar de actitud. Es difícil hacerlo sin bienestar, pero podemos empezar por lo básico, por la más trascendental de las reformas: la educación. Seguro que funciona. 

Amable lector, recuerde que aquí le proporcionamos una alternativa de análisis, pero extraer el valor agregado, le corresponde a usted.

COLUMNA VALOR AGREGADO: Comentarios en Twitter: @oscar_ahp



Etiquetas:   Educación   ·   Sociedad   ·   Política Fiscal   ·   Crecimiento Económico    ·   Política Monetaria   ·   Finanzas Públicas

Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF

0 comentarios  Deja tu comentario




Los más leídos de los últimos 5 días

Comienza
a leer


Un espacio que invita a la actualidad e información
 

Publica tus artículos


Queremos ser tus consejeros y tu casa editorial

Una comunidad de expertos


Rodéate de los mejores y comienza a influir
 

Ayudamos a tu negocio


El lugar y el momento adecuado donde debes estar
Secciones
21860 publicaciones
5256 usuarios
Columnas destacadas
Los más leídos
Mapa web
Categorías
Política
Economía
Sociedad
Cultura
Ciencia
Tecnología
Conócenos
Quiénes somos
Cómo publicar en Reeditor
Contacto
Síguenos


reeditor.com © 2014  ·  Todos los derechos reservados  ·  Términos y condiciones  ·  Políticas de privacidad  ·  Diseño web sitelicon.com  ·  Únete ahora