Madrid poco a poco vuelve a estar un poco mas limpio.



Felizmente se llegó al acuerdo que toda la ciudadania madrileña reclamaba, esto sin duda es un gran éxito de la lucha de los trabajadores por sus derechos, en mi opinión debe significar un punto de inflexión para que los ciudadanos de este país no se resignen, una victoria, se consiguió lo mas importante, NI UN SÓLO DESPIDO, sólo 45 días de ERTE temporal eso sí.

 


La alcaldesa Ana Botella volvió a hablar en rueda de prensa, y lejos de admitir su fracaso, de hacer una profunda autocrítica sobre su forma gestionar la ciudad, echa leña al fuego, será una cadaver política si, pero se empeña en digamos morir matando, primero coloca el mérito del fin de la huelga a la reforma laboral del Gobierno, precisamente esta reforma laboral es lo que permitió a las concesionarias haber hecho estos planes, que felizmente no consiguieron, desde luego el principal merito y único del fin de huelga es DE LA LUCHA DE LOS TRABAJADORES así de clarito, quien no lo quiera ver, allá ellos, luego además se permite hacer recomendaciones al gobierno, y sugirió hacer cambios en la Ley de Huelga, por supuesto para restringir al máximo este DERECHO CONSTITUCIONAL, y por supuesto echa toda la culpa a los trabajadores de la huelga diciendo que "Ha existido un intento deliberado por hacer que nuestras calles estuvieran en la peor situación posible", si bien una minoría provoco incidentes, la mayoría por supuesto ha reclamado pacíficamente sus derechos laborales, las reinvindicaciones desde luego eran muy justas y la ciudadania de Madrid por supuesto mayoritariamente entiendió los motivos de la huelga y la apoyó.

En fin, la Sra. Dª Ana Botella lo que tiene que hacer es presentar su inmediata dimisión, Madrid no se merece que esta señora humille así a esta gran ciudad que es Madrid, Madrid se merece algo mejor sin lugar a dudas, Madrid merece volver a ser una de las grandes capitales europeas, Madrid tiene todo para volver a ser una ciudad europea de primer nivel, Madrid no se merece tener una alcaldesa como Ana Botella y si tuviera un poquitin de dignidad presentaría su inmediata dimisión, una alcaldesa no elegida por los ciudadanos, bueno me dirán que estaba en la lista de Gallardón, vale, pero los madrileños pensamos en Gallardón como alcalde en aquel momento, ella fue designada tras la marcha de Gallardón al ministerio de Justicia como todo el mundo sabe, tendría que dimitir si pero lamentablemente esto es España y este es el país donde no dimite ni el apuntador, así nos va.



Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar
PDF


UNETE











Madrid poco a poco vuelve a estar un poco mas limpio.


Felizmente se llegó al acuerdo que toda la ciudadania madrileña reclamaba, esto sin duda es un gran éxito de la lucha de los trabajadores por sus derechos, en mi opinión debe significar un punto de inflexión para que los ciudadanos de este país no se resignen, una victoria, se consiguió lo mas importante, NI UN SÓLO DESPIDO, sólo 45 días de ERTE temporal eso sí.

 


La alcaldesa Ana Botella volvió a hablar en rueda de prensa, y lejos de admitir su fracaso, de hacer una profunda autocrítica sobre su forma gestionar la ciudad, echa leña al fuego, será una cadaver política si, pero se empeña en digamos morir matando, primero coloca el mérito del fin de la huelga a la reforma laboral del Gobierno, precisamente esta reforma laboral es lo que permitió a las concesionarias haber hecho estos planes, que felizmente no consiguieron, desde luego el principal merito y único del fin de huelga es DE LA LUCHA DE LOS TRABAJADORES así de clarito, quien no lo quiera ver, allá ellos, luego además se permite hacer recomendaciones al gobierno, y sugirió hacer cambios en la Ley de Huelga, por supuesto para restringir al máximo este DERECHO CONSTITUCIONAL, y por supuesto echa toda la culpa a los trabajadores de la huelga diciendo que "Ha existido un intento deliberado por hacer que nuestras calles estuvieran en la peor situación posible", si bien una minoría provoco incidentes, la mayoría por supuesto ha reclamado pacíficamente sus derechos laborales, las reinvindicaciones desde luego eran muy justas y la ciudadania de Madrid por supuesto mayoritariamente entiendió los motivos de la huelga y la apoyó.

En fin, la Sra. Dª Ana Botella lo que tiene que hacer es presentar su inmediata dimisión, Madrid no se merece que esta señora humille así a esta gran ciudad que es Madrid, Madrid se merece algo mejor sin lugar a dudas, Madrid merece volver a ser una de las grandes capitales europeas, Madrid tiene todo para volver a ser una ciudad europea de primer nivel, Madrid no se merece tener una alcaldesa como Ana Botella y si tuviera un poquitin de dignidad presentaría su inmediata dimisión, una alcaldesa no elegida por los ciudadanos, bueno me dirán que estaba en la lista de Gallardón, vale, pero los madrileños pensamos en Gallardón como alcalde en aquel momento, ella fue designada tras la marcha de Gallardón al ministerio de Justicia como todo el mundo sabe, tendría que dimitir si pero lamentablemente esto es España y este es el país donde no dimite ni el apuntador, así nos va.




Compartir
Tu nombre:

E-mail amigo:
Enviar

PDF


UNETE